IndyCar

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Oliver Askew le roba la Freedom 100 a Ryan Norman en la misma recta de meta

Héctor Sagués | 24 de mayo de 2019


En el paraíso de las carreras que es Indianápolis hay una cita anual que no suele decepcionar, uno de los pocos conceptos de cambio constante de posiciones cuya lucha sin cuartel no tiene parangón. Es la Freedom 100, carrera estelar del calendario de Indy Lights y evento ineludible que volvió a ser la montaña rusa de emociones habitual gracias a seis de sus 11 pilotos. Quien acabó domando a la competencia fue Oliver Askew, que dejó sin triunfo en la misma recta de meta a su compañero Ryan Norman, líder en 29 de las 40 vueltas. Rinus van Kalmthout se prestó en la pelea con los Andretti y vendió cara su derrota con el Juncos.

Jarett Andretti trompeó en la vuelta de formación en la curva 4 e hizo que el primer giro tuviera lugar bajo bandera amarilla, durante el cual Aaron Telitz se fue a boxes con problemas en la transmisión de su Belardi; Telitz volvió a Indy Lights en sustitución de Zachary Claman DeMelo, que se bajó del coche por problemas de presupuesto. Norman pasó al poleman Robert Megennis en la curva 3 en la segunda vuelta, perdiendo el control David Malukas en la entrada de la curva 4 de forma extraña. Chris Windom no le pudo evitar y se subió del piloto de BN Racing, en un accidente fuerte del que ambos pilotos salieron ilesos y que provocó una bandera roja de 12 minutos.

El buen uso del rebufo es muy importante en Indy, en especial en unos coches pequeños para tamaño óvalo. Norman y Van Kalmthout se alternaban el liderato con maniobras parecidas, pasando el holandés en la curva 1 y devolviéndole la gentileza el de Andretti en la curva 3 o en la recta trasera. Askew perdió un poco de terreno inicialmente y no podía seguir a sus rivales, sin llegar a descolgarse del grupo junto a Megennis, aún más falto de velocidad punta. Van Kalmthout empezó a ensayar la llegada a meta y pasó primero por la línea de llegada en varias ocasiones, acercándose Andretti y Toby Sowery para formar un gran sexteto en cabeza.


Megennis recuperó posiciones pero colisionó con Sowery entre las curvas 1 y 2, cruzándose Megennis. Afortunadamente, el propio Sowery le recolocó en la línea ideal con otro empujón e IndyCar sacó la caution igualmente, relegando a Sowery a resalir último. Askew subió de cuarto a segundo en la resalida por el exterior de Megennis y Van Kalmthout en la curva 4. Norman siguió defendiendo el liderato, principalmente ante un Van Kalmthout que seguía sin conseguir hacer con exactitud la maniobra del rebufo en meta. Sowery y Dalton Kellett llegaron a presionar a Norman hasta que Askew les adelantó con un gran rebufo en la recta trasera.

Askew adelantó a Norman en la penúltima y en la última vuelta en meta, pasó primero al comienzo del último giro, Norman le rebasó en la recta trasera… y Askew le pasó de forma definitiva en meta para sumar la victoria por seis milésimas (67 diezmilésimas), el cuarto final más apretado de la historia de la carrera. Van Kalmthout se defendió de Sowery y Kellett para ser tercero, Andretti se recuperó de su trompo para finalizar sexto. Lucas Kohl no pudo seguir al grupo pero acabó por delante del descolgado Megennis y de Telitz, a cinco vueltas tras su problema inicial. Askew toma el liderato del campeonato y la lucha con Van Kalmthout seguirá en Road America.


Resultados Freedom 100



Clasificación Indy Lights tras Freedom 100

PosiciónPilotoEquipoPuntos
1Oliver AskewAndretti Autosport190
2Rinus van KalmthoutJuncos Racing179
3Robert MegennisAndretti Autosport146
4Toby SoweryBN Racing/Team Pelfrey139
5Ryan NormanAndretti Autosport128
6Zachary Claman DeMeloBelardi Auto Racing124
7David MalukasBN Racing116
8Dalton KellettJuncos Racing101
9Lucas KohlBelardi Auto Racing98
10Julien FalcheroBelardi Auto Racing66
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Medio siglo de diferencia: ¿Cómo era una vuelta a Indianápolis en 1966? [Vídeo]

Iván Fernández | @fernischumi | 25 de mayo de 2019


Mañana a estas horas estaremos justo contando los minutos para Superdomingo. Y no, no es que las elecciones vayan a ser nuestro gran pasatiempo de este último fin de semana de mayo, sin embargo, en un mismo día podremos disfrutar tanto del Gran Premio de Mónaco, como de las 500 Millas de Indianápolis. La victoria en la carrera del Mundial de Fórmula 1 más prestigiosa del calendario o el triunfo en la icónica prueba estadounidense.

Los 33 competidores se enfrentarán por ser los próximos que besen la yarda de ladrillos, por levantar la botella de leche al aire y darle el sorbo más esperado de todas sus carreras deportivas. Este domingo todos ellos lucharán por ver quién es el rey de Indianápolis tras 500 millas de infarto, en la que el líder cuando la bandera blanca ondee no podrá gritar victoria hasta vea la ajedrezada caer unos 40 segundos más tarde


Las sesiones previas no solo nos han permitido ver la velocidad de estos monoplazas, los Dallara IR12, sino también su seguridad, especialmente en los choques de Patricio O’Ward o James Hinchliffe, en los que el coche corrigió a través de aerodinámica y el diseño de su parte inferior el que el golpe contra el muro pudiera terminar en más vueltas de campana sin control. Y es que las protecciones exteriores están muy cerca para todos y ninguno de ellos es ajeno a golpearse con las mismas. El propio O’Ward lo recordaba: “Hay dos tipos de pilotos en Indy, los que se van a golpear con la pared y los que ya lo hicieron, así que me uní al club”.

Muchos pensaran que tanto la NASCAR como las carreras en óvalos de las IndyCar Series no reportan dificultad por el hecho de girar en este tipo de trazados, sin embargo, las imágenes OnBoard muestran el trabajo que hay que hacer en el volante durante tres horas de carrera. ¿Y en el pasado? Pues las imágenes de Mario Andretti en la edición de 1966 demuestran lo espartano que eran los monoplazas, la falta de seguridad tanto del ‘EPI’ de los pilotos como en el circuito, y lo incomodo que se tornaba el hacer una carrera tan larga con el volante nunca recto. Como dato, Andretti ya era capaz de hacer cuatro vueltas a una media de 165.889 mph, con un récord de 166.328 mph.

 
Última edición:

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Danial Frost y Cameron Shields suman sus primeras victorias en el óvalo, escenario natural del Road to Indy

Héctor Sagués | 25 de mayo de 2019


El último lunes de mayo supone la celebración del Día de los Caídos en Estados Unidos, país donde el servicio militar tiene una importancia vital y forma parte del folklore nacional. Las 500 millas de Indianápolis suelen celebrarse coincidiendo con dicho homenaje y las carreras teloneras de la gran cita de los monoplazas en Norteamérica iluminan la semana antes de la gran cita dominical. La Freedom 100 dio un espectáculo tan bueno como difícil de igualar y las carreras de Indy Pro 2000 y U.S. F2000 en el Lucas Oil Raceway fueron bastante más tranquilas.

Danial Frost era el hombre de la pole position en Indy Pro 2000 y salió mejor que su compañero de primera fila, Kyle Kirkwood. El vigente campeón de la U.S. F2000 necesitaba recortar puntos al líder Rasmus Lindh, que les vigiló junto a su compañero Sting Ray Robb. Robb presionó a Kirkwood en busca del segundo lugar y esperó pacientemente después de un par de ataques por el negado interior de un óvalo de 12º, con un exterior mucho más relevante. Frost lideró con autoridad y llegó a doblar al sexto clasificado, un Kory Enders que cerraba huecos a Nikta Lastochkin y a Moisés de la Vara mientras rodaba medio segundo más lento por vuelta que el líder.

Robb adelantó a Kirkwood a mitad de carrera cuando se iban aproximando al trío de Enders, Lastochkin y De la Vara, intentando beneficiarse Lindh justo antes de queLastochkin se quedase tirado con un problema eléctrico y forzase una breve bandera amarilla. La resalida se tomó sin incidencias hasta el final y Frost se impuso de forma clara a Robb y Lindh, que rebasó a Kirkwood en la última vuelta para subir al podio y perder menos distancia al frente del campeonato. Kirkwood y Jacob Abel fueron los otros pilotos en la vuelta del líder y el ex líder Parker Thompson, Lastochkinm y Antonio Serravalle abandonaron por problemas mecánicos.

Resultados Freedom 90



Clasificación Indy Pro 2000 tras Freedom 90

PosiciónPilotoEquipoPuntos
1Rasmus LindhJuncos Racing142
2Danial FrostExclusive Autosport133
3Sting Ray RobbJuncos Racing121
4Parker ThompsonAbel Motorsports115
5Kyle KirkwoodRP Motorsport Racing97



En U.S. F2000 la parrilla se mostraba aún más boca abajo que en su hermana superior: Darren Keane era el único contendiente por el campeonato de los cuatro que partió desde el top 10 y avanzó junto a Braden Eves, que pasó de 12º a sexto en la primera mitad de carrera. Sufrían más Manuel Sulaimán y Hunter McElrea, que empezó último.Colin Kaminsky salió desde la pole position y fue adelantado en la salida por Cameron Shields, piloto australiano que ha desembarcado en Estados Unidos después de pasar por las Fórmula Ford y Fórmula 4 de su país. Manuel Cabrera se situó tercero por delante de los peleones Reece Gold y Alexandre Baron.

Cabrera y Bruna Tomaselli chocaron al intentar evitar a Anthony Famularo, perdiendo el mexicano su lugar de privilegio entre doblados. Jack William Miller se fue al muro de la curva 3 poco después y ambas cautions cortaron la progresión de una ronda calmada.Shields dominó y ganó a Baron, que rebasó a Kaminsky cerca del final para robarle el segundo puesto. Jak Crawford fue cuarto seguido de Eves, que saca un gran beneficio de puntos en la general al quedar por delante de Keane (7º) y McElrea (11º), sin el mismo ritmo que el vencedor de las cuatro primeras citas.

El ocaso del día dejó espacio para los sprint cars y cerró un capítulo nuevo en el libro del Road to Indy, dando dos nuevos ganadores que se estrenaron en sus respectivas categorías en el mejor sitio posible en Norteamérica, el óvalo. Irónicamente, sus triunfos dejan buen terreno para los respectivos líderes: Lindh amplía distancia sobre el alejado Kirkwood y vigila a Frost y Robb en Indy Pro 2000, mientras Eves se fuga de McElrea, Keane y los tres integrantes del podio de U.S. F2000, que volverán junto a Indy Lights dentro de un mes en el popular, largo e interesante circuito de Road America.

Resultados Freedom 75



Clasificación U.S. F2000 tras Freedom 75

PosiciónPilotoEquipoPuntos
1Braden EvesCape Motorsports153
2Hunter McElreaPabst Racing Services109
3Darren KeaneCape Motorsports86
4Colin KaminskyPabst Racing Services86
5Alex BaronLegacy Autosport85
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Route 66: McLaren y Fernando Alonso muestran en vídeo el doloroso intento fallido en la Indy500

Iván Fernández | @fernischumi | 25 de mayo de 2019


Parecía difícil, incluso descabellado que McLaren fuera a sacar un vídeo con su corta experiencia en la Indy500 de 2019, pero lo cierto es que, en su acto de transparencia llevado a cabo durante esta semana, tampoco han querido dejar de mostrarnos su coto documental de nueve minutos sobre lo ocurrido en su fracaso de esta edición. El equipo británico ha completado un cortometraje en el que se pueden ver algunos de los entresijos del proyecto, de cómo el choque durante la segunda sesión de entrenamientos libres emborronó por completo unos renglones que ya venían torcidos.

De esta forma, nos encontramos con Fernando Alonso y el resto de miembros del equipo confesándose delante de la cámara cómo todo lo que podía salir mal, salió mal.Incluso el piloto asturiano nos muestra en imagen cómo quedó el volante después de su accidente, partido en este caso por la fuerza de sus piernas. La Victory Laneestaba un poco más lejos, así como una Triple Corona que deberá esperar un año más.

Lamentablemente en el vídeo no aparecen todos los errores enumerados por Zak Brown y que llegaron a hacer temblar los cimientos del equipo durante esta semana. El estadounidense reconoció uno por uno los grandes motivos de la debacle, e incluso dejó entrever que había algunos más. Curiosamente, McLaren Indy, la cuenta creada exprofeso para esta carrera, lanzó hace unos días un pequeño tráiler del vídeo en su cuenta, un Tweet que sería eliminado solo unos minutos después, dejando entrever que se podían haber arrepentido. No fue así, y al menos podemos ver las declaraciones, y especialmente el lenguaje corporal de algunos de los implicados de esta semana de pesadilla vivida por los hombres de Naranja Papaya.

 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Simon Pagenaud arrasa en mayo y conquista sus primeras 500 Millas de Indianápolis

Eloy Entrambasaguas | @eloy_eg | 26 de mayo de 2019


Llegó al mes de mayo con serias dudas sobre su continuidad en Penske tras más de un año sin ganar y acaba el mismo como vencedor del IndyCar GP, poleman de las 500 Millas de Indianápolis y, sobre todo, vencedor de su 103ª edición. Simon Pagenaud dio a Roger Penske su 18º triunfo en la gran cita de los monoplazas en Estados Unidos tras dominar la prueba y controlar con maestría a Alexander Rossi en la recta final de la prueba.

Hacía un siglo, desde que los fabricantes franceses viajaban a Estados Unidos a promocionar con éxito sus productos, que un francés no conquistaba la más preciada de las carreras al otro lado del charco, pero Simon Pagenaud lo hizo este domingo sin dejar lugar a dudas. La lluvia respetó la prueba y el poleman lideró la mayor parte de las vueltas, llegando incluso a negarse cuando su equipo le pidió por radio que se dejara pasar con tal de ahorrar carburante.

La confianza del francés en su ritmo y en la llegada de alguna bandera amarilla tuvo su premio, pues con una veintena de vueltas para el final un toque entre Graham Rahal y Sébastien Bourdais desencadenó un accidente múltiple que forzó la bandera roja ysobre todo ya evitó que el final quedara condicionado por el consumo. Ahí Pagenaud pudo centrarse en luchar por el liderato y defenderse de un Alexander Rossi desatado y peleado con el mundo tras un problema en un repostaje y enfrentarse a Oriol Servià en pista cuando éste se encontraba doblado.

Rossi, al igual que la mayoría de Honda, destacaron a nivel de consumo pero veían que les faltaba un puntito en cuanto a velocidad punta. El estadounidense de Andretti lo suplió con adelantamientos audaces, muchas veces arriesgando al aproximarse al muro de boxes en recta principal. Pero ello le obligó a descubrir muy pronto sus cartas y cuando llegó la hora del duelo definitivo Pagenaud recibió las instrucciones adecuadas por radio, tapando el interior y cortando el rebufo a la salida de las curvas. Así, incluso cuando Rossi logró superarlo su propulsor Chevy le dio el extra que necesitaba para recuperar la punta.

Takuma Sato fue una grata sorpresa en la recta final de la prueba, aunque su valentía adelantando fue insuficiente para inmiscuirse en la pelea por la victoria, debiendo conformarse con el tercer puesto. Un gran resultado para el nipón pese a todo pues Rahal Letterman Lanigan se coló entre los coches que estuvieron toda la jornada al frente: Newgarden, más conservador que Pagenaud en cuanto a consumo, vio su ventaja neutralizada con la última amarilla y sólo pudo ser cuarto seguido de un Will Power al que le tocó remontar tras una sanción por tocar a uno de sus mecánicos en boxes. Pero los tres Penske en el Top 5 hablan a las claras del trabajo del Capitán y su equipo.

Posiblemente entre los más decepcionados esté Ed Carpenter, que se desinfló en las vueltas finales y tan sólo cruzó meta sexto por delante de una enorme sorpresa: Santino Ferrucci brindó adelantamientos espectaculares en el inicio de carrera, libró de forma alucinante el accidente a veinte vueltas del final y se llevó un merecido séptimo puesto por delante de Tony Kanaan y Conor Daly, otro que sufrió en el desenlace.

Entre las decepciones, Scott Dixon terminó 17º al verse doblemente golpeado en el accidente más importante de la carrera cuando había vuelto a dar una lección de consumo, seguido de Helio Castroneves sancionado de forma discutible por un toque con James Davison en el pitlane. Oriol Servià tuvo una carrera torcida desde el inicioal verse doblado durante el periodo más largo de bandera verde (tras la amarilla inicial por el abandono de Colton Herta) y tras intentar desdoblarse de todas las maneras posibles para desesperación de quienes rodaban en cabeza terminó 22º.

El cuento de hadas de Juncos Racing acabó por desgracia contra el muro al perder el control de su monoplaza Kyle Kaiser antes de llegar al ecuador de la prueba. Probablemente entre los equipos pequeños el resultado más destacado fuera el de Pippa Mann con la estructura de la USAC Clauson-Marshall Racing: 16ª y en la vuelta del vencedor.

Foto | IndyCar Series
 
Última edición:

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Santino Ferrucci, de apestado en Europa a Rookie del Año en Indianápolis

Eloy Entrambasaguas | @eloy_eg | 28 de mayo de 2019


No sabemos si es apropiado hablar de cuento de hadas, pero desde luego la carrera deportiva de Santino Ferrucci ha vivido un vuelco absoluto en los últimos doce meses. El estadounidense, que se encontraba a las puertas de la Fórmula 1 como piloto de desarrollo de Haas y participante en Fórmula 2, debió huir de Europa como consecuencia de un feo ‘affaire’ en el que se entremezclaban conductas antideportivas, actitudes racistas, conflictos de patrocinadores, denuncias… Y pese a todo, se ha recuperado.

Antes incluso de que concluyera la temporada 2018 Ferrucci encontró acomodo en Dale Coyne para el final de la campaña de IndyCar Series. Un undécimo puesto en la última cita en Sonoma indicó que quizá era el destino adecuado y el de italoamericano terminó cerrando un acuerdo con el mismo equipo para la actual temporada, sorprendiendo a propios y extraños este pasado domingo con una actuación destacada en las 500 Millas de Indianápolis.

Acabó séptimo, no sin antes dejar más de un adelantamiento notable y mostrar un ritmo envidiable. Se trata de su mejor resultado del año y le valió ser nombrado Rookie del Año ante el error de Marcus Ericsson en boxes y los abandonos de Colton Herta y Felix Rosenqvist, pero es que además se trata de su tercer ‘top ten’ en seis carreras, figurando por delante de su compañero Sébastien Bourdais en la clasificación general. ¿Habrá madurado defintivamente y seguirá el camino de los Alexander Rossi o Josef Newgarden, criados deportivamente en Europa y exitosos en su país de origen?

Foto | IndyCar Series
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Zak Brown confirma que es poco probable que McLaren entre en la IndyCar a tiempo completo en 2020

Iván Fernández | @fernischumi | 30 de mayo de 2019



Un buen mes de mayo en Indianápolis ayudará. Un mes no bueno de mayo no ayudará”. Estas fueron las declaraciones realizadas hace solo unas semanas por Zak Brown. El CEO de McLaren Racing confirmaba que la estructura británica estaba valorando la opción de acometer un programa a tiempo completo en las IndyCar Series, la cual no tenía que estar ligada al camino de Fernando Alonso, pero que sí dependería en gran parte de obtener o no un buen resultado en la Indy500 de 2019.

No solo no se consiguió un buen resultado, sino que el papel de McLaren terminó incluso antes de comenzar la carrera. Ahora es el momento de echar la vista atrás después de haber superado el trajín del Gran Premio de Mónaco y todo parece indicar que habrá que seguir esperando antes de ver a los de Woking afrontando un programa completo en las IndyCar Series después del batacazo.

Al menos esas han sido las declaraciones del propio Zak Brown a RACER, en las que apunta precisamente que la intención será primero la de obtener un buen resultado en la grande de las carreras norteamericanas antes de saltar a competir por el título.También ha dejado claro que no ha habido contactos serios con posibles pilotos, aunque sí hubo conversaciones cuando todo parecía encaminado a un programa completo. Ahora que es muy poco probable, es innecesario.





Creo que es muy poco probable que estemos en IndyCar a tiempo completo el próximo año. Tan entusiasta como soy por la IndyCar, dado que estamos en la Fórmula 1, dado lo que acabamos de pasar en Indy, me gustaría que regresáramos a Indy y lo entendiéramos como el siguiente paso en lugar de saltar de lleno. Así que creo que es altamente improbable que estemos en IndyCar a tiempo completo en 2020. No quiero engañar a los pilotos. Estuvimos bastante cerca (de una entrada de tiempo completo) este año, así que tuve conversaciones porque estábamos cerca. Pero sabiendo eso, que es muy poco probable, no me gustaría comenzar a molestar a los pilotos.

En cuanto a la preparación para el año que viene, el propio Brown no ha descartado que puedan estar presentes en otras carreras previas de la próxima temporada para preparar la Indy500, incluso sin importar que estas se disputen en un circuito rutero y no sirvan para poner a punto la configuración del monoplaza. McLaren no quiere repetir errores y quiere tener la maquinaría de la estructura bien engrasada para evitar tantos errores como los sucedidos hace apenas dos semanas. Parece evidente por las palabras de Brown que si bien las IndyCar Series completas no se darán en 2020, sí volverán a estar en las 500 Millas.

¿Podríamos hacer carreras antes de Indy500 el próximo año como preparación? Sí, eso es algo de lo que hemos hablado. Si hubiéramos entrado en el show, también nos perdimos toda la práctica de la parada en boxes. Estuvimos practicando durante meses en el taller y cosas por el estilo, pero el jueves fue el día de la práctica de la parada en boxes, y nos la perdimos. Así que nos habríamos metido en frío en la Indy. Entonces, es una de las cosas que hemos discutido, hemos empezado a decir que deberíamos haber hecho la carrera de road. A pesar de que no nos habría enseñado nada sobre la configuración del coche, operativamente hubiera sido una buena práctica. Definitivamente no este año, pero probablemente si volvemos a Indy, hacer una carrera o dos previas parece una buena preparación.

Vía | RACER
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Tras Indianápolis, la IndyCar se pone manos a la obra para buscar nuevos óvalos en su calendario

Eloy Entrambasaguas | @eloy_eg | 30 de mayo de 2019


Las 500 Millas de Indianápolis son un éxito. Gradas llenas, espectáculo tanto dentro como fuera de la pista e incluso un aumento en la audiencia televisiva tradicional cuando prácticamente todas las competiciones de motor pierden por la sangría del streaming y la nutrida oferta deportiva. Pero esos preciosos árboles siguen sin tapar el bosque amenazado por la desertificación que son hoy los óvalos en las IndyCar Series.

Como ya expusimos aquí la temporada pasada al hilo de la renovación de Texas Motor Speedway cuando parecía hecha su salida del calendario ante la negativa a compartir espacio con la carrera en el Circuito de las Américas, el certamen americano de monoplazas necesita como el comer óvalos para mantener su esencia. Pero entre el riesgo que comporta la configuración de algunos de ellos, más adaptada a la NASCAR que a la IndyCar, la lejanía del centro de las ciudades que impide mayor afluencia de público o que buena parte de ellos son propiedad de la familia France y tampoco tienen excesivo interés en dar alas a un campeonato a fin de cuentas rival de la NASCAR, la búsqueda es complicada.

Uno de los mejor posicionados es Richmond. Es propiedad de ISC, es decir, la familia France. Pero no llega a la milla (velocidades reducidas) y su zona registra algunas de las mejores audiencias de las 500 Millas de Indianápolis a escala nacional. Además entre Pocono y St. Petersburg la IndyCar no cuenta con demasiada presencia en la costa Este, dando por hecho que es territorio NASCAR…

La última vez que las IndyCar Series visitaron Richmond fue en 2009.

Via | Adam Stern – Twitter
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Josef Newgarden y Scott Dixon ganan en un fin de semana de IndyCar muy movido en Detroit

Eloy Entrambasaguas | @eloy_eg | 4 de junio de 2019


Dejando atrás Indianápolis y con movimiento en los despachos las IndyCar Series se desplazaron hasta Detroit para la tradicional cita doble en el parque de Belle Isle. Una prueba importante dado el peso de esta ciudad en la industria automovilística de Estados Unidos, la participación de Roger Penske en su organización y su visibilidad por televisión en abierto. Y lo cierto es que no defraudó por mucho que las victorias recayeran en dos de los grandes nombres del campeonato, Josef Newgarden y Scott Dixon.

Debido al particular formato del fin de semana las sesiones de clasificación se celebraron por grupos y en la del sábado Alexander Rossi marcó la pauta con un registro dos décimas mejor que el de Scott Dixon dentro de su mismo grupo y seis décimas más veloz que el de Josef Newgarden, que liderando su grupo pasó a ocupar el segundo puesto en parrilla. Patricio O'Ward destacó tras perderse la Indy 500 logrando un valioso séptimo puesto en la clasificación.

Sin embargo una fuerte tormenta cambió el panorama de cara a la primera carrera, que arrancó con retraso y se disputó con límite de tiempo. Con hora y cuarto por delante y sobre una pista muy delicada se lanzaron los monoplazas de la IndyCar, que pronto empezaron a protagonizar pequeños incidentes, viéndose afectados pilotos como Zach Veach Matheus Leist o Patricio O'Ward. Pero ello no coartó las ansias de adelantamientos, viéndose unas primeras vueltas muy movidas hasta que Marco Andretti apostó por calzar slicks. La maniobra parecía una genialidad estratégica, pues cualquier bandera amarilla le permitiría colocarse al frente de la prueba... pero el periodo de Caution provocado por Ed Jones llegó con Josef Newgarden y algún piloto más en boxes y Dirección de Carrera temerosa de adulterar el curso de la carrera dejó el pitlane abierto, sin beneficio por tanto para quienes más arriesgaron.

Quien sí aprovechó la situación fue Newgarden, ahora líder mientras su compañero Will Power sufría una nueva desgracia al perder una rueda saliendo de boxes. A Alexander Rossi le tocaría atacar al de Penske, mientras que Scott Dixon intentó seguir su estela y cometió un raro error al tocar un muro interior y acabar contra las protecciones, debiendo abandonar. Su compañero Felix Rosenqvist parecía bien situado para alcanzar el podio, pero como ocurrió en Indianápolis apareció Takuma Sato en el momento justo para ser agresivo y hacerse con el tercer puesto, mientras Newgarden contenía con éxito a Rossi y se alzaba así con el triunfo.



El tiempo mejoró mucho de cara al domingo pero ello no evitó que viéramos la pista mojada... debido a una misteriosa fuga de agua que afectó al segundo grupo de clasificación. Pero los comisarios lograron arreglarlo todo tras una bandera roja y ello permitió a Josef Newgarden batir esta vez a Alexander Rossi a una vuelta, invirtiéndose así los roles en primera fila y con una segunda sorprendente: Zach Veach y Colton Herta.

No hubo incidentes entre los hombres de cabeza en la salida pero sí montonera más atrás, al producirse varios toques (Pagenaud empuja a Power, que toca a Rosenqvist...), sufrir un trompo Max Chilton y quedarse ahí también con él Tony Kanaan y Simon Pagenaud. Temerosos por el rendimiento del compuesto rojo de Firestone, buena parte de la parrilla entró a cambiarlos con la bandera amarilla, dejando a Scott Dixon al frente. A Newgarden y Rossi les tocaba adelantar en pista para evitar que el neozelandés se marchase, aunque éste no tardó en sufrir la degradación de sus gomas, permitiendo a Santino Ferrucci (que salió con goma dura) acceder al liderato. Y Dixon volvió a tener la suerte de los campeones: justo cuando entraba a parar se mostró bandera amarilla por un accidente entre Spencer Pigot y Sébastien Bourdais al pretender el estadounidense entrar en boxes cuando el francés buscaba el adelantamiento, lo cual mantuvo en la pomada a Dixon, que se colocó 9º y con una estrategia distinta al resto.

Newgarden y Rossi seguían siendo favoritos pese a que Ferrucci siguió al frente al optar por no parar. Pero sus opciones se fueron al garete cuando James Hinchliffe salió de boxes por delante de ellos, intentó defender posición con los dos amenazantes y todos se fueron largos. Newgarden iba directo contra el muro, Hinchcliffe parecía salvarse pero Rossi le remató, siendo este último quien pudo retomar rápidamente la marcha mientras los otros dos quedaban enganchados. La consecuente bandera amarilla mató a Santino Ferrucci y devolvió el liderato a Scott Dixon, seguido de Marcus Ericsson. Las cosas pintaban muy bien para el sueco, pero una nueva bandera amarilla al detenerse Hinchcliffe de nuevo en pista le obligó a defenderse de Will Power en la resalida a once vueltas del final.

Mientras un sueco brillaba, otro se estrellaba. A seis vueltas del final Felix Rosenqvist perdía el control de su monoplaza en la primera curva, con la dirección afectada por un toque previo con Takuma Sato. Para preservar el final de carrera los comisarios optaron por sacar bandera roja. Ello nos dejaba con un final al sprint, en el que Dixon acertó con la resalida y se fue directo a por el triunfo, dejando a Ericsson sólo ante el peligro. Pero el de Sam Schmidt aguantó por delante de Will Power y los Andretti de Hunter-Reay, Rossi y Marco Andretti.



Pese al accidente en la segunda carrera Josef Newgarden es líder de la general con 15 puntos de ventaja sobre Rossi y 25 sobre Pagenaud, muy discreto este fin de semana. Scott Dixon se queda a 52. La IndyCar no para y este mismo fin de semana visitará Texas Motor Speedway.

Foto | IndyCar Series
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Max Chilton le coge miedo a los óvalos: Conor Daly le sustituye en Carlin de cara a Texas

Eloy Entrambasaguas | @eloy_eg | 5 de junio de 2019


Sorprendió a propios y extraños con su actuación en las 500 Millas de Indianápolis de 2017, cuando fue el piloto que más vueltas lideró y finalizó cuarto, pero el reciente fracaso de Carlin en el Brickyard ha hecho que Max Chilton se replantee las cosas. El británico ha optado por no participar en las citas en óvalo que restan de la temporada 2019 de IndyCar tras su no clasificación en Indianápolis, dejando su volante a Conor Daly para la prueba que tendrá lugar esta semana en Texas.

En el comunicado lanzado por Carlin, equipo que no olvidemos tiene como máximo responsable a su padre Grahame Chilton, el piloto británico asegura que "el cálculo de riesgos es un factor clave tanto para Gallagher como para mí a la hora de trabajar juntos". Además alaba la decisión de introducir parabrisas la próxima temporada en el certamen nortemaericano: "Estoy emocionado y encantado por el trabajo proactivo llevado a cabo por la IndyCar en lo que respecta a la seguridad de los pilotos y la innovativa solución desarrollada junto a Red Bull Advanced Technologies". ¿Deja por lo tanto la puerta abierta a un regreso una vez se introduzca la próxima temporada?

Hay que recordar que esta situación no es tan extraña, pues un compatriota de Chilton como Mike Conway ya optó por competir sólo en trazados ruteros y urbanos en las temporadas 2013 y 2014. El ahora piloto de Toyota sufrió un espeluznante accidente en la Indy 500 de 2010 y no se clasificó para las de 2011.

Foto | IndyCar Series
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Marcus Ericsson quiere quedarse en la IndyCar, aunque no renuncia a probar de nuevo en Fórmula 1

Iván Fernández | @fernischumi | 5 de junio de 2019


El piloto sueco está ya centrado en su nueva etapa como piloto. Marcus Ericsson forma parte de esos competidores que han salido de la Fórmula 1 y que han buscado en las IndyCar Series una oportunidad de seguir compitiendo al volante de un monoplaza al máximo nivel. Aunque está ya adaptado a la competición norteamericana, el expiloto de Alfa Romeo Sauber no se ha querido cerrar ninguna puerta, e incluso ha dejado caer a la prensa estadounidense que le encantaría probar el monoplaza de los de Hinwil de esta temporada.

El rookie de Arrow Schmidt Peterson Motorsports sigue manteniendo contactos con el Gran Circo a través de su puesto como piloto reserva de Alfa Romeo Racing. Aprovechando que la temporada de las IndyCar Series finaliza en septiembre, siendo uno de los campeonatos de primer nivel con el calendario más comprimido, Ericsson viajará a vivir algunos Grandes Premios con la estructura, dejando la puerta abierta a estar en alguna de las sesiones de pruebas para mantenerse muy cerca del Mundial de Fórmula 1.

Espero poder hacer una prueba durante la temporada en algún momento solo para mantenerme al día con los coches y todo. Es por lo que he estado presionando cuando les hablo, solo para intentar subir al monoplaza para un día de test. No hay nada confirmado todavía, pero los planes son, por lo que sé, cuando termine mi temporada aquí, intentaré ir a algunas de las carreras que quedan en el calendario de la Fórmula 1 para estar allí con el equipo. Todavía estoy en la reserva, así que tendría sentido para mí conseguir algo de tiempo en pista en caso de que algo sucediera, pero estar en FP1 es difícil.


Obviamente todo el mundo piensa en que Marcus Ericsson pueda aprovechar alguno de los test de neumáticos de Pirelli o el de final de temporada en Yas Marina para volver a tener contacto con los monoplazas del Gran Circo. Con Kimi Räikkönen con contrato para dos temporadas y a la espera de que Antonio Giovinazzi recupere el camino y cumpla con las expectativas generadas acerca de él. Segundo en Detroit, Ericsson no quiere cerrarse ninguna puerta y ya ha reafirmado su intención de seguir con Schmidt Peterson.

Tengo un contrato de un año, y cuando vine aquí, ya sabes, no tenía ni idea, Simplemente pensé que la serie, desde afuera, se veía muy, muy interesante y era algo que quería hacer y estaba presionando mucho. Pero obviamente, no sabes cómo es hasta que tuviste que experimentarlo. Ya le dije a mi equipo de managers que realmente quiero quedarme, y quiero que presionen a todos para que permanezcan en la serie durante el próximo año y más allá, si es posible. Realmente lo estoy pasando muy bien. Y eso es también lo que le dije a Sam (Schmidt) y Ric (Peterson) y al resto del equipo de Arrow Schmidt Peterson, que me gustaría mucho seguir.

Vía | RACER
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Exhibición americana en la visita de la IndyCar a Texas

Eloy Entrambasaguas | @eloy_eg | 12 de junio de 2019


Como en los viejos tiempos de la IRL. Texas, uno de los trazados más fieles a las IndyCar Series, asistió el pasado sábado de madrugada a un resultado anómalo en lo que es este campeonato hoy por hoy. Cinco pilotos estadounidenses (todos ellos formados en circuitos ruteros o directamente en Europa) ocuparon los cinco primeros puestos, llevándose el triunfo el ahora aún más líder del campeonato Josef Newgarden.

Eso sí, la carrera empezó con Takuma Sato en la pole, en una nueva muestra del gran estado de forma del piloto de Rahal Letterman Lanigan. Pero tras liderar el primer relevoel japonés cometió un error de cálculo al ir a realizar su primera parada y se llevó por delante a uno de sus mecánicos, quedando definitivamente rezagado. Pese a que Scott Dixon se mantuvo tras Sato durante las primeras vueltas, las paradas permitieron a Ryan Hunter-Reay situarse al frente, mientras atrás Alexander Rossi venía progresando de manera impresionante aunque debiendo echar un ojo al impetuoso Colton Herta.

Con cierto miedo sobre el consumo se llegó al último cuarto de carrera, en el que Alexander Rossi asaltó la cabeza de carrera, pero una grandísima estrategia de Penske permitió a Josef Newgarden pasar por delante de rotos y situarse al frente tras una carrera muy discreta del líder del certamen hasta ese momento. Y un accidente de James Hinchcliffe reagrupó al pelotón con una veintena de vueltas por delante, lo cual disparó los nervios. Lo pagó caro el más novato, Herta, que sintiéndose fuerte se lanzó por el interior a por Scott Dixon tras superar por tercera vez en carrera a Rossi, sufrió subviraje y acabó también con la carrera del neozelandés mientras Rossi libraba de forma milagrosa.

El accidente nos brindó un final al sprint en el que Alexander Rossi intentó por todos los medios adelantar a Josef Newgarden, mas una vez más debió conformarse con acabar tras el de Penske y ver cómo la distancia en la general se vuelve a ampliar. Sorprendió Santino Ferrucci con una carrera muy inteligente que le llevó hasta el cuarto puesto tras Graham Rahal, siendo el quinto estadounidense Ryan Hunter-Reay. Pagenaud, Ericsson y Bourdais fueron los otros pilotos en la vuelta del líder al caer la bandera a cuadros.


La IndyCar se toma ahora un respiro y regresará a la actividad dentro de dos semanas en Road America.

Foto | IndyCar Series
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Alexander Rossi se pasea en Road America

Eloy Entrambasaguas | @eloy_eg | 25 de junio de 2019


Se le resistía la victoria desde Long Beach, la derrota en Indianápolis dolió mucho y todos los focos están más puestos en su decisión de cara a 2020 que en lo que hace en la pista, pero este pasado fin de semana Alexander Rossi dio un puñetazo sobre la mesa y se exhibió en la cita de IndyCar Series en Road America. El de Andretti Autosport aplastó a la competencia en el histórico trazado rutero.

A una vuelta el sábado sin embargo su dominio no fue tal. Colton Herta volvió a sorprender logrando la primera pole de su carrera en IndyCar y superó a Rossi por algo más de una décima, con los Penske de Newgarden y Rahal y los Rahal Letterman Lanigan de Rahal y Sato completando el Fast Six. Decepcionó Ganassi, pues Scott Dixon fue el peor en la segunda ronda de clasificación (12º) y Felix Rosenqvist ni siquiera pasó el corte (18º).

Esa posición en mitad del pelotón fue aún más costosa para Dixon al perder ligeramente el control de su monoplaza en la primera vuelta y cuando creía haber solventado la solución recibir el impacto de Ryan Hunter-Reay, sufriendo un trompo que le dejó último. Por delante Alexander Rossi logró superar a Colton Herta y dijo adiós con la manita, inalcanzable hasta la bandera a cuadros.

Eso no significa ni mucho menos que presenciáramos una carrera aburrida, pues del segundo para atrás se peleó permanentemente en una carrera fluida, sin apariciones del Pace Car. Colton Herta sufrió tanto al inicio como al final, con unos neumáticos en las últimas que impidieron que se defendiera de un Scott Dixon encendido como pocas veces se le ha visto y que alcanzó el quinto puesto final. Por delante hubo cera de la buena entre los pilotos de Penske, arrebatando Will Power a Josef Newgarden el segundo puesto y reduciendo así su ventaja en la general.


 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Sage Karam se une a Carlin Racing a partir de Toronto

Humberto Gutiérrez | @X3Humberto | 3 de julio de 2019


Carlin Racing anunció que contará con los servicios del piloto Sage Karam a partir del la próxima fecha de la IndyCar, el Honda Indy Toronto, que se disputará el venidero 14 de julio. Karam estará detrás del volante del Dallara Chevrolet número 31 y acompañará a Max Chilton, así que ocupará el lugar de Charlie Kimball. Para Karam será su reaparición en circuitos mixtos, su última actuación en este tipo de trazado fue en Mid-Ohio en la temporada 2015.

Para Trevor Carlin contar con Karam será muy bueno para el equipo toda vez que el piloto, aunque no ha podido consolidarse en la IndyCar, se tiene en alta estima en la serie, en realidad sus actuaciones han sido muy esporádicas porque desde que salió de Chip Ganassi Racing en 2015, se ha limitado solamente a participar con el equipo Dreyer & Reinbold Racing en las ediciones de las 500 Millas de Indianápolis desde 2015 hasta este año, sin resultados destacables.

Karam fue campeón de la Indy Ligths en la temporada 2013, mientras estuvo en Schmidt Peterson Motorsports, pero después de tal logro no ha podido establecerse a tiempo completo en la IndyCar Series, tal vez porque su pasantía por Chip Ganassi Racing no fue convincente, su mejor resultado fue un tercero en Iowa, y en la clasificación final apenas pudo alcanzar el puesto número 20. En esta ocasión, será la primera ocasión que Karam competirá en el circuito callejero de Toronto porque en aquella ocasión fue sustituido por Sebastian Saavedra.

En palabras de Sage Karam:

Quiero agradecer a todos en Carlin por darme la oportunidad de competir nuevamente en la IndyCar. Estoy extremadamente emocionado y agradecido por volver a estar detrás del volante en un circuito mixto por primera vez desde 2015 y estoy encantado de contar con un gran patrocinador como Smartstop Self Storage. Espero con ansias el desafío y el trabajo estrechamente con todos los integrantes del equipo para lograr un resultado exitoso y así aprovechar esta increíble oportunidad.

Vía | Racer
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Así prueba en simulador la IndyCar su futuro parabrisas [Vídeo]

Eloy Entrambasaguas | @eloy_eg | 3 de julnio de 2019


Durante el pasado mes de mayo y aprovechando toda la atención generada por las 500 Millas de Indianápolis, las IndyCar Series anunciaron el acuerdo al que se llegó con Red Bull Advanced Technologies para implementar una evolución de su 'aeroscreen' en sus monoplazas a partir de la temporada 2020. Ahora es tiempo de pruebas de todo tipo y lógicamente como pasa con cualquier otro elemento con influencia en el rendimiento de máquinas y pilotos también a la estructura del parabrisas le ha tocado pasar por el simulador.

Scott Dixon, que ya participó en las pruebas del anterior 'aeroscreen' desarrollado en exclusiva por la IndyCar, acudió al simulador de Dallara en Speedway para rodar en distintos trazados con el esqueleto del futuro 'aeroscreen' montado en el habitáculo. Sin embargo en esta ocasión no se montó la pantalla de policarbonato laminado que dará ese aspecto de parabrisas al instrumento, pareciendo de momento un halo como el desarrollado por la FIA.

El quid de la cuestión residía en poder juzgar su validez en diferentes trazados, particularmente óvalos con distinto peralte como Indianápolis, Iowa y Texas donde el halo tal cual podría causar problemas de visibilidad. Además el vigente campeón también dio unas vueltas con el simulador a Barber y Long Beach.



Foto | IndyCar Series
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

La sonrisa del paciente 31265: el día en que Robert Wickens volvió a conducir en un circuito

Iván Fernández | @fernischumi | 13 de julio de 2019


Es imposible no contagiarse por las ganas de vivir y de recuperarse de Robert Wickens, el canadiense ha luchado desde que sufriera su impactante accidente en Pocono el año pasado y ahora, con la IndyCar llegando a Toronto, el piloto canadiense ha decidido aceptar el ofrecimiento de Acura/Honda y Arrow Electronics para estar al volante de un NSX para encabezar la vuelta de desfile que se celebrará el próximo domingo en el circuito urbano.

El paciente 31265 del Hospital de Toronto ha dejado su habitación hace tiempo y ahora vuelve a sonreír al volante del deportivo híbrido de la firma nipona y de su filial norteamericana. El NSX ha sido adaptado para que Wickens pueda rodar en el trazado urbano, utilizando un aro a modo de acelerador que gira solidario al volante y un pomo situado al lado del túnel central que se encuentra conectado mecánicamente al pedal del freno.

Va a ser increíble, no sé qué esperar porque obviamente nunca he estado en esa posición. Nunca he sido uno de los coches en la Parade Lap porque siempre he estado en el coche de carreras en la vuelta. He tenido el sueño de regresar por tanto tiempo y este era el objetivo para preparar el coche y estar en Toronto. Es lógico que sea el Honda Indy Toronto, mi carrera en casa, fue el tempo perfecto.

Robert no renuncia a la opción de seguir su recuperación y no solo estar en disposición de realizar una vida normal después de su lesión en la médula espinal que lo dejó durante meses paralizado desde el pecho hacia abajo. Wickens quiere volver a estar al volante de un coche de carreras lo antes posible, incluso está preparando el baile de boda para cuando llegue el momento este mismo año de casarse con su novia y principal apoyo, Karli Woods. Viendo sus progresos en un año y su fuerza y persistencia, a nadie ya le extraña que sea capaz de ello. Debemos recordar que Sam Schmidt, propietario de su equipo, y su compatriota canadiense Ric Peterson, prometieron tener el Schmidt Peterson Motorsport Honda número 6 de Wickens listo una vez que él estuviera listo para regresar.

 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Simon Pagenaud se alzó con la pole en Toronto

Humberto Gutiérrez | @X3Humberto | 13 de julio de 2019


El piloto francés de Team Penske resultó el mejor de la jornada y se hizo con la pole position en el circuito Exhibition Place de Toronto, confirmando que su actuación durante las prácticas libres no fue casual. Pagenaud tuvo la suerte de que en la parte final del Fast Six, dos de sus rivales para la pole, Scott Dixon y Alexander Rossi, perdieron el control de sus respectivos monoplazas. Pagenaud sigue en la pelea por el título y esta pole en Toronto mete más presión a sus rivales.

Tras Pagenaud y Dixon largará el novato Félix Rosenqvist, el otro piloto de Chip Ganassi Racing pudo registrar un tiempo mejor que Rossi y Josef Newgarden, los líderes de la temporada. Sorprendió un tanto el registro de Newgarden ya que había sido uno de los más rápidos del día, incluso detuvo el cronómetro en la segunda sesión en 58.4129, lo que le hubiese valido para hacerse con la pole, pero en la tanda final del Fast Six hizo 59.3103. Ed Jones completó el ranking de los seis mejores.

Por su parte, Marco Andretti, Sebastien Bourdais, Spencer Pigot y Takuma Sato completaron los diez mejores. Para destacar que Will Power experimentó una serie de problemas en la configuración de su monoplaza que le relegó hasta el puesto 15, así que no pudo pasar de la primera tanda, algo que no sucedía desde Long Beach 2015. Otros pilotos que decepcionaron fueron el local James Hinchcliffe que partirá 14 y el novato sensación Colton Herta, quien no logró avanzar del puesto 16.

Vía | IndyCar
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Simon Pagenaud se engancha a la lucha por la IndyCar con una victoria en Toronto

Eloy Entrambasaguas | @eloy_eg | 15 de julio de 2019


Pole y victoria. Prácticamente no hay término medio en la temporada 2019 de Simon Pagenaud, que entre un mar de resultados relativamente discretos cuando hablamos de un piloto Penske ha logrado tres victorias: las dos del Indianapolis Motor Speedway en mayo y la sumada este fin de semana en las calles de Toronto, que le permiten aproximarse a su compañero Josef Newgarden y Alexander Rossi en la general de las IndyCar Series.

En realidad el triunfo del galo en Canadá se cimentó el sábado, donde le salió todo bien por los pelos. Se metió en el último momento en el Fast Six y marcó la pole gracias a la decisión de los comisarios de no sacar bandera roja por el trompo de Scott Dixon pasada la línea de meta. Curiosamente esa decisión también permitió al neozelandés mantener el segundo puesto en parrilla al no ver anulados sus mejores registros.

Cuarto salía Alexander Rossi, pero el de Andretti apuró la frenada de la primera curva para superar a Felix Rosenqvist y plantó cara sin éxito a Dixon, situándose tercero nada más empezar la prueba, que debió ser interrumpida por el incidente protagonizado por Will Power y Graham Rahal en una acción muy optimista del australiano. Sin embargo Rossi no avanzaría más, intentando ligeras variaciones estratégicas sin éxito para inmiscuirse en el duelo entre Pagenaud y Dixon.

El neozelandés se pasó buena parte de la carrera tras la estela del francés, que además tuvo que medir mucho su consumo en la última parte de la prueba, pero en ningún momento pudo meterle morro. Y si pensaba hacerlo en la última vuelta (improbable dada la distancia), el intento quedó abortada por un nuevo accidente de Will Power, que provocó una bandera amarilla y certificó el triunfo de su compañero de equipo. A las puertas del podio quedó Newgarden, seguido de Rosenqvist, Hinchcliffe, Herta y Bourdais, que protagonizó un incidente en libres con Takuma Sato (llegaron a las manos) y luego en carrera se las tuvo tiesas con su compañero Santino Ferrucci (11º).


Josef Newgarden mantiene el liderato del campeonato pero por sólo cuatro puntos con respecto a Rossi, mientras que Pagenaud se queda ya a 39 de su compañero de equipo. El certamen no para y este mismo fin de semana visitará el corto óvalo de Iowa.

Foto | IndyCar Series
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Michael Andretti convencido de retener a Alexander Rossi

Humberto Gutiérrez | @X3Humberto | 15 de julio de 2019


El actual contrato de Alexander Rossi culmina esta temporada y algunos rumores señalan que tanto Team Penske como Arrow Schmidt Peterson Motorsports estarían interesados en sus servicios. Tras finalizar el Gran Premio de Toronto, donde Rossi llegó en el tercer lugar, el piloto declaró que todavía no ha tomado alguna decisión acerca de su próximo destino ya que desea primero enfocarse en alcanzar el título. Pero Michael Andretti, jefe del equipo Andretti Autosport, quiere apresurarse en renovarlo y así lo ha hecho saber públicamente.

Tras su pasantía por Europa, inclusive por la Fórmula 1 con Manor Marussia, Rossi recaló en la IndyCar en el año 2016 con Andretti Austosport y en su primera temporada en la categoría ganó las 500 Millas de Indianápolis. En cada temporada ha ido a más y en ésta es firme candidato a quedarse con el título. Según las informaciones provenientes de la IndyCar, tanto Andretti como Honda han iniciado negociaciones para retener a Rossi, pero también están conscientes del interés de otros poderosos equipos por la ficha del piloto norteamericano.

Con respecto a Penske, se especula que, de convencer a Rossi, llegaría al equipo para sustituir a Will Power, por lo que acompañaría a Josef Newgarden y a Simon Pagenaud, tomando en cuanta que Penske no alinearía cuatro coches en 2020. El otro movimiento que ha tomado fuerza en el paddock es que Andretti Autosport se pase a Chevrolet, lo que dejaría a Honda en una posición muy incómoda porque el equipo de Michael Andretti dispone de cuatro monoplazas y además es uno de los más competitivos de la categoría.

Vía | Racer
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Josef Newgarden admite que siente cierta presión a estas alturas de la temporada

Humberto Gutiérrez | @X3Humberto | 19 de julio de 2019


El campeón de la categoría en el 2017, en vísperas de disputar la Iowa 300, manifestó que a falta de seis carreras para concluir la temporada siente cierta presión y es que aunque ya sabe lo que significa alcanzar el título, la situación es distinta cuando se pasa de perseguidor a perseguido y a diferencia de 2017, cuando superó a Scott Dixon en la última carrera, en esta ocasión es él quien se ha mantenido al frente de la clasificación y no ha podido establecer una sólida ventaja con respecto a Alexander Rossi, quien está a cuatro puntos, ni tampoco con su compañero Simon Pagenaud, quien desde Indianápolis también se ha sumado a la lucha por el cetro.

Newgarden es consciente de contar con pleno respaldo de Team Penske y eso le produce cierto alivio, pero entiende que con todo y el gran equipo que tiene, también ha experimentado fines de semana complicados. Además, Pagenaud es su compañero y por tal razón también tiene acceso al mismo material que él. Otro punto que tiene atento a Newgarden es el hecho de que pilotos como Will Power y el mismo Scott Dixon, cuyas posibilidades de alcanzar el campeonato lucen algo remotas, puede ganar carreras y resultar determinantes a la hora de la definición.

Manifestó Newgarden que seguirá fiel a la estrategia que ha implementado desde el inicio, es decir intentar ser consistente en todos los circuitos, es esa regularidad la que concede el título.Cree que sus rivales directos se tornarán más agresivos de ahora en adelante ya que deben estar por delante de él, pero no puede permitirse perder la calma y caer en pánico si llega a perder la cima del campeonato. Por ahora debe enfocarse en lo básico, una buena clasificación, adecuada estrategia de carrera y mantenerse en el grupo de arriba para intentar sumar la mayor cantidad de puntos posibles.

Puntualizó Newgarden que siendo la IndyCar un campeonato de pilotos, ya que todos participan con un mismo chasis y apenas existen dos proveedores de motores, no basta con ser rápido sino también se debe ser inteligente para gestionar todos los elementos con los que se cuenta en cada tipo de circuito. Por lo pronto, admite que su prioridad ahora es no cometer errores en un óvalo corto como el de Iowa.

En palabras de Josef Newgarden:

Puedes tener malos fines de semana aquí y allá, pero creo que podemos tener un buen resultado el resto del año. Será una pelea hasta el final por este campeonato. Perdimos brevemente la ventaja de puntos después de la Indy 500, pero luego hemos sido consistentes hasta este punto y tenemos que continuar así hasta el final. La IndyCar es un campeonato de pilotos, por eso te exige destacar en todo tipo de circuitos.

Vía | NBC Motorsport
 
Arriba