GP Azerbaiyán 2019

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Pirelli presenta los compuestos elegidos para el GP de Azerbaiyán con la opción más conservadora de Ferrari

Iván Fernández | @fernischumi | 16 de abril de 2019


El Gran Premio de Azerbaiyán comienza a tomar forma cuando apenas resta poco más de una semana para que el Mundial de Fórmula encare su cuarta cita del Mundial 2019. Y lo cierto es que son muchos los equipos que empiezan a llegar con ciertas apreturas al final del primer cuarto de temporada, comenzando obviamente por el ejemplo más caro de la Scuderia Ferrari, grandes candidatos a ambos títulos en la pretemporada, pero que se han visto completamente superados por tres dobletes de Mercedes-AMG F1 que han sido principalmente fruto de los problemas de rendimiento del SF90 en Australia y del fallo de fiabilidad en Bahréin.

No son únicamente los monoplazas rojos los que llegan con necesidades de resultados. También Renault F1 Team empieza a aquejar su quebradiza fiabilidad y empieza a mirar con cierta preocupación a las penalizaciones, algo que también afectaría a McLaren Racing, mientras que Red Bull Racing o HAAS F1 Team están lejos del rendimiento óptimo que se les presuponía antes de iniciar la campaña.

En el trazado urbano de Bakú se empezará a escribir la historia de una temporada que puede ser dramática para más de uno, por lo que no ha sido de extrañar que en Ferrari se hayan curado en salud y hayan optado por una estrategia muy conservadora para una carrera en la que deberían sacar mucho partido a la ventaja en cuanto a potencia que parece tener la unidad de potencia de los italianos. De esta forma, Charles Leclerc y Sebastian Vettel han sido los que más juegos de neumáticos de compuesto medio han reservado para la prueba, uno más que Mercedes-AMG F1 que contará con cuatro medios, uno duro y ocho blandos.

Destaca que la apuesta de prácticamente toda la parrilla se centra en la de utilizar los compuestos más blando como eje de sus respectivas estrategias, siendo únicamente Ricciardo, Räikkönen, Kvyat y Russell los únicos que han apostado por contar con juegos de neumáticos duros en lugar de la tónica habitual de solo uno. Recordemos que la estrategia en 2018 parecía que iba a ser de una única parada hasta la aparición del Safety Car a falta de poco más de 10 vueltas para el final.

Elecciones de compuestos para el GP de Azerbaiyán 2019:

 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Gran Premio de Azerbaiyán 2019: horarios para seguirlo por televisión

Iván Fernández | @fernischumi | 23 de abril de 2019


Tras recuperarnos del agitado inicio de temporada del Mundial de Fórmula 1 2019 durante estas breves vacaciones, el campeonato afronta la cuarta cita antes de dirigirse a España. Las calles de Baku y su impresionante recta combinada por una de las secciones más estrechas de todo el calendario, serán jueces y verdugos del estado de forma de aquellos equipos más cuestionados tras las carreras de Australia, Bahréin y China.

La Scuderia Ferrari llega con el regalo envenado por parte de Mercedes-AMG F1 de considerarlos grandes favoritos en una pista en la que son habituales las acciones polémicas, incluidas la protagonizada entre el propio Lewis Hamilton y Sebastian Vettel, o las batallas ente compañeros de equipos, como las vividas por Checo Pérez y Esteban Ocon o el toque entre Daniel Ricciardo y Max Verstappen. Sin lugar a dudas, es el escenario de una de las comunicaciones de radio más desternillantes de la historia del campeonato, la de Kimi Räikkönen pidiendo su volante mientras era empujado a través del pit-lane por sus mecánicos. En un lugar donde se han disputado tan pocas ediciones, ha dejado patente que el Gran Premio de Azerbaiyán es uno de esos fines de semana para no perderse.

Horarios Gran Premio de Azerbaiyán 2019:

DíaHoraSesión
Viernes 26 de abril11:00Entrenamientos Libres 1
15:00Entrenamientos Libres 2
Sábado 27 de abril12:00Entrenamientos Libres 3
15:00Clasificación
Domingo 28 de abril14:10GP de Azerbaiyán

Programación de Movistar F1 (Dial 57):


  • Martes 23/04 22:30h Vamos sobre ruedas
  • Miércoles 24/04 21:30h Hora F1
  • Jueves 25/04 16:00h Rueda de prensa de pilotos
  • Jueves 25/04 21:30h Hora F1
  • Jueves 25/04 21:50h El ojo de Fàbrega
  • Jueves 25/04 22:00h Fuera de pista
  • Viernes 26/04 10:45h Previo Libres 1
  • Viernes 26/04 11:00h Libres 1
  • Viernes 26/04 13:00h Fórmula 2: Clasificación
  • Viernes 26/04 14:30h Previo Libres 2
  • Viernes 26/04 15:00h Libres 2
  • Viernes 26/04 21:30h Hora F1
  • Sábado 27/04 09:55h Fórmula 2: Carrera 1
  • Sábado 27/04 11:45h Previo Libres 3
  • Sábado 27/04 12:00h Libres 3
  • Sábado 27/04 14:00h Previo Clasificación
  • Sábado 27/04 15:00h Clasificación
  • Sábado 27/04 16:15h Post Clasificación
  • Domingo 28/04 11:05h Fórmula 2: Carrera 2
  • Domingo 28/04 12:00h Previo Carrera
  • Domingo 28/04 14:10h Carrera
  • Domingo 28/04 16:00h Post Carrera
  • Lunes 29/04 21:30h Súbete al GP de Australia
  • Lunes 29/04 21:45h El Podio
  • Lunes 29/04 22:10h Las radios
  • Martes 30/04 22:30h #Vamos sobre ruedas
  • Miércoles 01/05 15:00h Senna: 25 aniversario
 
Última edición:

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Diario de Bakú: martes de caos entre aviones y reencuentros

Héctor Sagués | 23 de abril de 2019


La Fórmula 1 y el automovilismo son un mundo de sensaciones generalmente positivas. La adrenalina y la velocidad se combinan con la angustia y el miedo, dando paso a un carácter difícil de explicar a todo aquel que no sea aficionado. Para bien o para mal, un campeonato de tan elevado poder también forma parte de un contendiente económico desde hace décadas y cuando el río monetario suena, Gran Premio que se lleva. El regreso a escenarios tradicionales se ha mezclado con la introducción de nuevos escenarios en esta tumultuosa década dominada por dos pilotos ya históricos en Sebastian Vettel y Lewis Hamilton.

Y aquí me encuentro, en el circuito de llegada más reciente y segundo más largo del calendario. Los irregulares 26 años de edad de este redactor le han permitido mover su vago trasero en dirección a Bakú, capital de Azerbaiyán, tierra de oportunidades y de desorganización a partes iguales. No es fácil llegar hasta allí: el aeropuerto se encuentra un poco lejos del centro de la ciudad y apenas permite combinaciones desde Rusia y Turquía, con algunos vuelos semanales con salida en París, Londres, Frankfurt y otros centros neurálgicos en Europa.

Ningún tipo de relación con España, cuyos vuelos hacia Moscú o Estambul son lo más útil que se puede realizar (preferiblemente desde Madrid o Barcelona). La ciudad turca es el primer destino de una larga escala, un aeropuerto de reciente creación abierto hace seis meses y al que Turkish Airlines desvió todos sus vuelos hace solo dos semanas. El lugar es enorme, con una única gran terminal que podría permitir correr alguna maratón de ida y vuelta en sus descomunales instalaciones, hecho no realizable por mi parte al no haber dormido apenas en el avión ni en la noche previa.

La llegada progresiva de las horas hace que una banda musical amenice la espera en la terminal y que el personal habitual de carreras llegue a la puerta de embarque. Albert Fàbrega es el único nombre del contingente español que me cruzo, uniéndose poco después varios ingleses, alemanes y europeos en general. Jack Aitken y Dorian Boccolacci también están presentes e irán gestionando sus idas y venidas juntos como buenos compañeros de equipo en Fórmula 2, incluyendo el vicio a diferentes juegos populares de plataformas y dulces. Todo esto teniendo previsto subir al avión en la plataforma de nombre F1 (en la foto) y pasando finalmente a la plataforma F3.

La segunda parte del vuelo lleva desde Estambul a Bakú sin mayores incidencias que atravesar toda Turquía, un país sencillo y fácil de cruzar de camino hacia la tierra prometida, que nos recibe con una pequeña desorganización en taxi y una noche iluminada y colorida. La floja diferencia horaria de dos horas hace parecer que el viaje sea más pesado, aunque una escala de larga duración es difícil de gestionar por muy en buena compañía que se esté. Por el momento no han existido grandes complicaciones y se espera disfrutar y trabajar durante el distinguido y quizá conflictivo fin de semana en la urbe azerí, dónde el tráfico ya se muestra rebelde.
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Diario de Bakú: miércoles de preparación y tráfico cerca de los muros

Héctor Sagués | 24 de abril de 2019


En la preparación de un circuito urbano se necesita una delimitación básica de las calles para saber exactamente dónde tiene lugar la competición y dónde no. La anticipación y magnitud de un Gran Premio de Fórmula 1 hace que los lugares principales de Bakú ya estén cortados y vallados durante la misma semana de la carrera, generando así un sensación de esperable desorganización en los alrededores del trazado de seis kilómetros de longitud. Aun así, hay pocos elementos dejados al azar, especialmente en cuestiones de seguridad y de vigilancia.

El lugar dónde me hospedo se encuentra en una pequeña calle situada al lado de la Nizami, una de las avenidas comerciales más peatonales y ocupadas de la ciudad. Un paseo por la zona deja entrever cierta sensación de multitud sin ser ésta asfixiante, aunque el verdadero potencial económico está unas calles más abajo. Justo después de la Nizami llega la calle Xaqani, dónde se sitúa la larga recta entre la segunda y la tercera curva. Dicha calle ya está más que cortada y llena de muros, con un guardia de seguridad aproximadamente cada 100 metros y un espacio suficiente para que se pueda pasar de uno en uno por la acera.

Bajando por la calle de Aleksandr Pushkin, lugar de conexión entre ambas rectas, llegamos a una de las entradas del paddock en la calle principal del evento. La avenida Neftchilar se nombró así en honor a los trabajadores del petróleo y es sin duda el centro de operaciones del Gran Premio, con dos kilómetros de velocidad elevada y un amplío espacio de escapatoria. Los operarios van colocando las protecciones y el reloj de Rolex mientras nos dirigimos al centro comercial Port Baku, dónde se entregan las acreditaciones y se encontrarán restaurantes adecuados para comer a un precio relativamente asequible.

Los alrededores del centro comercial presentan un par de concesionarios de Aston Martin (provisionalmente vacío) y de Ferrari, acompañado éste por la Store de la marca del Cavallino. La tienda de Bakú recuerda mucho a la que había en Barcelona y a la presente en el Ferrari Land, contando con un extra tentador en forma de simulador. La elevación del potencial económico se mezcla con la aparición de un parque móvil variado y una sensación particular de transporte en el tiempo a medida que se pasa por las calles de una urbe extraña, que acoge a sus visitantes sin excesos por el momento a falta de subir el nivel de exigencia durante el fin de semana.

 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Previo Gran Premio de Azerbaiyán, la Fórmula 1 llega a la tierra del viento

Álex Delgado | @ADelgadoM_ | 25 de abril de 2019



El gran circo de la Fórmula 1 llega al viejo continente, siendo el trazado urbano de Bakú el que acoja la cuarta prueba puntuable del calendario: El Gran Premio de Azerbaiyán. La cita en la ciudad del viento no deja a nadie indiferente, siendo habituales las salidas del coche de seguridad o los accidentes, como fue el caso el pasado año entre los dos hombres de Red Bull Racing.

La meteorología para esta cita parece respetar, puesto que se espera se dispute bajo el sol y con una temperatura media de 18ºc. No obstante, de cara al fin de semana, las previsiones indican que habrá rachas de viento de hasta 31 km/h. el trazado diseñado por Hermann Tilke recorre el casco histórico de la ciudad y se caracteriza por sus dos largas rectas y estrechas curvas en el sector más revirado. Con una longitud de 6.003km y 20 curvas (12 a izquierdas y 8 a derechas) los pilotos tendrán que completar un total de 51 vueltas.

Para esta cita, la firma proveedora de neumáticos han llevado los compuestos C2, C3 y C4. Desde Pirelli destacan que será importante gestionar bien el fin de semana desde el inicio, especialmente en términos de aerodinámica al tratarse de un trazado con una fuerte incidencia del viento. A todo ello, las largas rectas pueden provocar que se bloqueen los neumáticos delanteros al enfriarse.

El principal desafío en Bakú radica en equilibrar los ejes delantero y trasero, manteniendo los neumáticos delanteros y traseros en la ventana de operación óptima. Es un circuito bastante variado, con una recta muy larga de dos kilómetros y también con algunas curvas muy técnicas. Las frecuentes apariciones del coche de seguridad suelen causar un buen dolor de cabeza, pero también una gran oportunidad para los estrategas. Los neumáticos que llevaremos a Bakú deberían de estar bien adaptados a las demandas mixtas del circuito, pero siempre es una de las carreras más difíciles del año para predecir. Esto suele pasar a menudo en los circuitos callejeros, pero Bakú es el circuito callejero menos convencional del calendario, ya que se corre a altas velocidades y la vuelta es muy larga.

El Gran Premio de Azerbaiyán sobre el papel es más favorable para Mercedes, aunque el pasado año logró la victoria Sebastian Vettel. El piloto alemán obtiene el récord de vuelta rápida en Bakú, rodando en 1:43.441 en el 2016. Para esta cita, la organización mantendrá las dos zonas de DRS que facilitarán los adelantamientos.



¿Cómo llega cada equipo al Gran Premio de Azerbaiyán?
En Mercedes AMG no han podido tener mejor arranque de Mundial. Los de Brackley han dominado las tres citas iniciales y repartiéndose las dos primeras plazas del podio. Su máximo rival, Scuderia Ferrari, anda un tanto desdibujada en medio de una bonita batalla con órdenes de equipo de por medio. Los de Maranello se tienen que conformar con ser el segundo equipo de la tabla. Por su parte, en Red Bull Racing el mejor clasificado es Max Verstappen que es el único que salva los muebles de la escudería de la bebida energética.

¡Quién ha visto y quién te ve! Alfa Romeo – Sauber inició en 2019 una nueva etapa y el cambio parece dar sus frutos. Después de tres citas disputadas dominan la clasificación de la zona media. Por su parte, Renault F1 Team ha tenido un inicio de temporada bastante irregular, logrando puntuar únicamente en Australia y China. La firma francesa buscará encontrar algo de estabilidad en el continente europeo.

En Haas F1 Team destacan que será un fin de semana complicado para ellos, aunque esperan que todo lo aprendido durante la temporada les sirva de ayuda para afrontar la situación. Por su parte, en McLaren F1 necesitan que la suerte les sonría. Los de Woking han logrado tener un monoplaza que les permite competir por la zona de puntos pero están teniendo problemas en las carreras, algo que les frena y mucho para seguir avanzando. Por su parte, en Racing Point llegan a uno de los trazados que mejor es debería ir sobre el papel por su configuración, no obstante este año es el de nada es lo que parece, por lo que se mantienen cautos de cara a Bakú.

Por último, en Scuderia Toro Rosso esperan que el hecho de que ambos pilotos conozcan la pista, ya sea porque han competido en categorías inferiores o en la reina, jueguen a su favor y vuelvan a puntuar ambos pilotos. Por su parte, en Williams seguirán batallando con tal de reducir la diferencia con la zona de puntos, que cada vez está más lejos de su alcance.



VIERNES 26 DE ABRIL – FP1 Y FP2

Condiciones: parcialmente nublado
Temperatura máxima esperada: 18 ° C
Probabilidad de lluvia: 0%

SÁBADO 27 DE ABRIL – FP3 Y CLASIFICACIÓN

Condiciones: Soleado con nubes dispersas
Temperatura máxima esperada: 17ºc
Probabilidad de lluvia: 0%

DOMINGO 28 DE ABRIL– CARRERA

Condiciones: soleado
Temperatura máxima esperada: 18ºc
Probabilidad de lluvia: 20%
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Robert Kubica: “Será muy complicado o casi imposible pelear por sumar puntos”

Héctor Sagués | 25 de abril de 2019


El regreso de Robert Kubica a la Fórmula 1 ha sido tan celebrado como decepcionante. Se esperaba que el coche de Williams para 2019 no fuera un portento visto el desarrollo irregular de su máquina de 2018 y los retrasos del equipo de Grove en los test de pretemporada en Montmeló confirmaron el desastre inicial. El FW42 es el coche más lento con diferencia y su ritmo lejano al resto de la parrilla han dejado en mal lugar a Kubica y a George Russell, limitados a luchar entre ellos a falta de cazar a otros equipos. “Esta F1 es diferente a la que competí durante años, los coches son mucho más amplios y debo descubrir qué hacer en pista poco a poco”, dijo el polaco.

“Mi posible falta de ritmo debería llegar por una combinación de dos factores: mi regreso a un trazado urbano y la falta de actividad general durante tanto tiempo. No habrá confianza si la goma no se comporta bien y permite una respuesta inmediata”. La prudencia y el pesimismo forman parte de su discurso por el momento. “Todo puede pasar en Bakú, pero creo que Williams estaba más cerca de los demás equipos el año pasado. Lo que hemos visto en las tres primeras nos hace pensar que será muy complicado a casi imposible pelear por puntuar, no esperamos un resultado espectacular.

“La pista es muy nueva y las curvas, estrechas. Los frenos sufren ante el exceso de reducción a altas velocidades y el margen de error es pequeño, espero estar cerca de los muros sin llegar a tocarlos. Hay que confiar en las posibilidades y tener conocimiento de lo que pueda pasar”. Para Kubica sería más divertido luchar con los demás pilotos y permanecer más cerca del grupo, ya que “de momento hay que disfrutar de lo que tengo y prefiero correr con un Fórmula 1 que ver la carrera en televisión. Experimento emociones y sentimientos que no tenía desde hace años cuando me subo a un F1″.

Bakú es el primer circuito del calendario de 2019 en el que Kubica no había competido nunca y sus pruebas virtuales iniciales no han sido satisfactorias. “Hemos realizado algunas vueltas en el simulador, que no representa para nada la realidad. Bakú parece muy simple en general excepto en sus secciones estrechas. Tendré que descubrirlo por mi mismo y ser más prudente al principio, hecho normal en circuito urbano, mi primero desde Singapur en 2010. No dudñó en alabar el trabajo de los mecánicos, ingenieros y personal de pista cercano que busca mejorar el rendimiento del coches “Ojalá mejoremos pronto para recompensar su faena”.

Un asunto crítico en un trazado como el de la capital azerí es el hecho de siquiera rozar el muro, hecho que con mala suerte puede torcer una pieza importante y hacer perder tiempo al piloto en forma de reparaciones. La falta de recambios de Williams en algunos Grandes Premios es un asunto preocupante que Kubica trata con relativa naturalidad. “Un circuito urbano requiere otro tipo de pilotaje, hay que descubrirlo y probar todo lo posible con menos margen de error que en un trazado permanente. Hay que vigilar el margen del límite sin ser lento, un compromiso difícil de obtener”.
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Romain Grosjean: “En un circuito urbano hay que aprovechar los imprevistos”

Héctor Sagués | 25 de abril de 2019


En las irregularidades del arranque de la temporada 2019 no debía estar previsto volver a ver el nombre de Romain Grosjean entre la lista de los que no han sumado puntos. El piloto de Haas tardó nueve carreras en puntuar durante 2018 y su mala racha inicial en esta temporada no es nada halagüeña vistos los precedentes. Un error humano en Australia, un toque en Bahréin y una carrera irregular en China han vuelto a dejar al francés de origen suizo en la parte baja de la igualada clasificación, permitiendo así un posible ascenso de resolución inmediata.

“Hay que estar preparado ante todo, no espero nada especial en este fin de semana. El circuito no es fácil y requiere un set-up de adaptación constante”, explicó inicialmente. “La zona estrecha es mucho más pequeña que las rectas largas, así que habrá que tomar baja carga aerodinámica. El motor Ferrari nos ayuda a seguir el ritmo de los demás y podríamos tener peleas divertidas en la parte alta y en la zona media”. La introducción de mejoras en este Gran Premio deja a Grosjean conforme con rendir mejor y reducir los problemas en las gomas”.

Grosjean considera que los pequeños cambios de la reglamentación no permitirían copiar ningún elemento de utilidad “No entendí porque fuimos tan bien hasta mi accidente en 2018. Creo que encontramos soluciones en la qualy respecto a los difíciles entrenamientos libres. Sí puedo asegurar que los coches son diferentes al año pasado, no podemos copiar el set-up de uno al otro al 100%“. El principal objetivo del galo es “saber conservar los neumáticos y poder imprimir nuestro ritmo durante toda la carrera. Como en un buen circuito urbano, siempre hay imprevistos que debemos aprovechar en nuestro beneficio“.

No se quiere rendir este veterano piloto ante la adversidad de quien ha peleado por su carrera deportiva entre la élite. Se permitió Grosjean incluso alguna licencia respecto a su falta de puntos. “Todos los periodistas hacéis las mismas preguntas, ¡joder, qué día más largo!“; exclamó entre risas. “Perdí la rueda en Australia, el coche quedó dañado por choque en Bahréin y en China fuimos mejor aunque no tuvimos premio. Si el máximo me permite ser 11º es una pena, pero hay que aceptar el hecho y seguir peleando porque la zona media está muy apretada”, concluyó.
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Diario de Bakú: asfalto vacío y un paddock lleno de contactos en un jueves nublado”

Héctor Sagués | 25 de abril de 2019


Aunque los coches de Fórmula 1 y de casi toda competición que se precie no empiezan a rodar hasta el viernes, el jueves suele producirse una especie de shakedown en forma de presentación y acomodación del personal. Los pilotos y sus ingenieros y personas de confianza recorren la pista a pie para realizar un primer reconocimiento, siempre necesario aunque conozcan las curvas habituales gracias a la experiencia y al uso constante del simulador. Los periodistas buscan la primera rueda de prensa o se aseguran una entrevista personalizada ante el bloqueo de los equipos respecto a los pilotos a partir del viernes.

Tras un primer intento fallido el miércoles, consigo el pase obligatorio para entrar en el paddock, de pequeñas dimensiones como cabe esperar en un circuito urbano. Aunque el espacio situado delante de la Casa de Gobierno de Azerbaiyán es amplio, los diez equipos del Mundial de Fórmula 1 caben apretados junto a Pirelli, la FIA y algunos promotores. Giorgio Piola me indica el acceso a la sala de prensa, situada en el hotel Hilton de impresionante tamaño y vistas. Los periodistas disfrutan de una planta entera para realizar su trabajo y cuentan con una sala de catering y otras comodidades apartadas del propio paddock por unos metros.

José María Rubio, Albert Fàbrega y el fotógrafo belga residente en España Gregory Herman son algunos de los rostros conocidos con los que me cruzo en dicha sala, que no está ni a la mitad de su ocupación. Las risas están aseguradas al sentarse a mi lado Olav Mol y Jack Plooij, dos de los periodistas holandeses más conocidos del paddock, desgraciadamente indignados porque les han perdido las maletas en su vuelo de enlace desde Moscú. La situación no se arreglará por hoy pero tiene mejor pinta gracias a las gestiones de Dieter Rencken, veterano periodista sudafricano también afectado por la pérdida de su equipaje.



Björn Wirdheim, el grupo de Sky Sports y redactores de otras páginas web son algunos de los rostros reconocibles en jueves, día en el que Robert Kubica abre el fuego con declaraciones interesantes y contundentes. Carlos Sainz y Romain Grosjean son más prudentes, hecho también reflejado por los pilotos de Mercedes y Ferrari. Charles Leclerc goza de la compañía de Mia Djacic, ex prensa de Alfa Romeo de reciente incorporación al equipo del Cavallino, que demuestra que el vínculo entre Ferrari y Alfa es poderoso hasta en los traspasos de personal.

Los obligatorios ensayos de Bernd Mayländer y Alan van der Merwe al volante del coche de seguridad y del coche médico respectivamente son la única actividad de coches que verán la pista durante un día nublado en el que llegará a llover brevemente sin llegar a consolidarse el agua en el asfalto. La F1 cuenta con un componente irónico habitual con la lluvia en tiempos recientes, así que es bastante probable que ésta sea la única aparición del líquido elemento durante el resto del fin de semana. Antonio Giovinazzi, Nico Hülkenberg, Lance Stroll y Kevin Magnussen son los pilotos presentes en una anodina rueda de prensa grupal.

Un paso por el paddock de Fórmula 2 retrocede en el tiempo a un servidor y a parte del paddock, que suele asistir a su primer Gran Premio mediante la acreditación en las categorías teloneras. Alexa Quintin es la incuestionable jefa de prensa y del paddock de F2 y recibe con entusiasmo mi acreditación de F1 al no haberme visto antes con ella. Una charla con Sergio Sette Câmara y su mánager, siempre amables, se ve culminada por la súbita aparición de 50 jóvenes (aproximadamente 20 de ellos españoles) que esperan su entrada al Paddock Club. Allí servirán comida y bebida a los VIPs durante el fin de semana y podrán ver de cerca a unos pilotos que quizá incluso ni les interesen, pero que también necesitan de su presencia y trabajo para que el Gran Circo no se detenga.

 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Una alcantarilla suelta obligará a Williams a estrenar un nuevo chasis para George Russell

Iván Fernández | @fernischumi | 26 de abril de 2019


A perro flaco todo son pulgas. Si Williams Racing comenzaba la temporada apuntando a la necesidad de mantenerse alejado de los bordillos debido a la escasez de repuestos para sus monoplazas, la escudería de Grove deberá sumar a que el incidente ocurrido durante la FP1 le obligará a cambiar el chasis de George Russell y le llevará a perderse la segunda sesión de entrenamientos libres debido a la reglamentación.

Apenas llevábamos 15 minutos de la FP1 cuando el Williams del británico quedaba envuelto en una gran nube de pedazos de fibra de carbono. Russell había pasado por encima de una alcantarilla mal sellada del Circuito de Bakú, lo que había provocado que esta se levantara y que el coche colisionara directamente contra el pesado elemento metálico. Como consecuencia de este impacto, los responsables de seguridad decidían cancelar la sesión de libres para comprobar todas las alcantarillas, mientras que los de Claire Williams metían el monoplaza al box para comprobar los daños.

Como resultado, el FW42 deberá estrenar chasis y volver a pasar el procedimiento de verificaciones, mientras que el rookie deberá ver los toros desde la barrera dentro de unos minutos con el inicio de la FP2.


Debido a los daños causados por la alcantarilla de drenaje suelta, el coche de George Russell requerirá un cambio de chasis y por lo tanto, debido a las reglas, no podrá salir a rodar hasta la FP3 mañana.

 
Última edición:

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Charles Leclerc, Sebastian Vettel y Ferrari mandan en una jornada caótica en Bakú

Àlex Garcia | @alexgarciagv27 | 26 de abril de 2019


Día extraño para empezar el Gran Premio de Azerbaiyán. Ferrari fue el equipo más rápido en los Libres 2, única sesión disputada con Charles Leclerc al frente por delante de Sebastian Vettel. La ausencia de los Libres 1 se debió a un problema con una tapa de alcantarilla suelta que se desarrolló en una grua golpeando un puente. Locura en Bakú y demostración sobre la falta de preparación en esta carrera. Por lo demás, los equipos de siempre en las posiciones de siempre aunque Toro Rosso en especial parece estar lista para dar una posible sorpresa si hacemos caso de la presencia de sus dos coches en el top 10. A pesar de todo, el fin de semana comienza con las sensaciones de desconocimiento habituales en un circuito que poco a poco se va convirtiendo en uno de los más anticipados de la temporada al traer siempre situaciones inesperadas y sorprendentes.

La primera sesión de entrenamientos libres quedó esencialmente anulada a pesar de haberse disputado cerca de media hora. George Russell pasó por encima de una tapa de alcantarilla mal sellada que se levantó cuando su monoplaza estaba encima, ocasionándole graves daños en su coche y causando una interrupciónde la sesión que acabó convirtiéndose en cancelación cuando la grua que fue a buscar el coche golpeó uno de los puentes. Chapuzas en el circuito de Bakú que tuvieron consecuencias muy tangibles… aunque luego Lewis Hamilton saliera por las redes sociales a decir que él podría emplear el tiempo para ponerse al día con alguna de las series de televisión que anda siguiendo últimamente. En cualquier caso, una situación tan extraña como evitable de haberse hecho el trabajo bien en Azerbaiyán.

Los comisarios del circuito de Bakú tuvieron otra oportunidad de ‘lucirse’ en los Libres 2 con un pequeño incendio en los frenos de Daniil Kvyat tras golpear este el muro. Tardaron 22 segundos desde que este les avisó del problema hasta que usaron el extintor. Además, esa bandera roja duró prácticamente diez minutos a pesar de estar el coche al lado de una escapatoria, perdiendo un valioso tiempo que aún tiene más valor al no haberse disputado los libres 1. Fue solo uno de los varios incidentes de la sesión con Lance Stroll contra el muro, y un buen aliño de errores de Lewis Hamilton, Pierre Gasly, Daniel Ricciardo, Valtteri Bottas, Antonio Giovinazzi… Aunque visto de otra manera, a menos libres, menos tiempo para que los pilotos y equipos encuentren los reglajes ideales y por lo tanto más opciones de que las cosas estén un poco sacudidas.

En lo deportivo, dominio (que no demonio, a pesar de lo que piensen algunos) aparente de Ferrari con Charles Leclerc firmando el mejor tiempo después de rozar el muro en los compases iniciales de la sesión. Con algo más de actividad para compensar la ausencia de Libres 1, los pilotos rodaron en general bastante aunque como siempre, es difícil juzgar lo que se ve en Bakú hasta los Libres 3… y aún así, la importancia de los rebufos hace que la sesión clasificatoria sea complicada de predecir. Si la tendencia vista en las primeras carreras es real, Ferrari podría estar esta vez en su salsa por delante de Mercedes y Red Bull. A destacar también la buena actuación de un Carlos Sainz que completó la jornada con el séptimo mejor registro. Por lo menos, da buenas esperanzas de cara al fin de semana aunque habrá que ver cómo evoluciona.



Entrenamientos libres 2 – GP Azerbaiyán

CANCELADOS

Entrenamientos libres 2 – GP Azerbaiyán


 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

La imagen del día: ¿hay cocodrilos en las cloacas de Bakú?

Santi Torres | 26 de abril de 2019


Las leyendas urbanas son carne de los famosos memes o de conspiraciones que algunos llegan a creerse. Una de las más famosas (al igual que la de que la F1 de antaño era mucho mejor) es la de que hay cocodrilos habitando en las cloacas de Nueva York. Estilo Totrugas Ninja, o algo así. Quizá incluso con un maestro que les enseñe a cómo interactuar con los seres humanos, y hoy en Bakú parece que han habido resultados: George Russell se ha quedado sin Williams tras arrollar una tapa de alcantarilla suelta.

Nota: este artículo intenta explicar un hecho de la forma más casual, humorística y amigable posible. En Diariomotor Competición comprendemos que es un problema bastante grave, ya que la seguridad de los pilotos está por delante de todo.

La mañana empezó con el cielo despejado, pero con muchas nubes de dudas. Ese incidente de Russell planteó un dilema a dirección de carrera, y hasta se llegó a asomar la duda de disputar la segunda sesión de entrenamientos libres. Pero como de dudas no se vive y la F1 es un espectáculo; como diría el bueno de Freddie Mercury, ‘the show must go on‘. Y de qué forma ha continuado: ¡la grúa que transportaba el coche de Russell ha golpeado uno de los puentes que cruzan la pista! Además, la grúa ha roto el mecanismo hidráulico y ha pringado de aceite todo el monoplaza. Sí, para el equipo Williams es un golpe duro, y se necesita lubricante para tragar toda la mala temporada que se plantea.

Con Claire Williams enfadada y los operarios trabajando en la alcantarilla problemática, quedaba la duda. ¿Y si la alcantarilla se ha soltado por obra de los cocodrilos de Bakú? Quién sabe, igual que la F1 compite en todos los lados del mundo, quizá haya también reptiles con conocimientos de artes marciales bajo el suelo del país del fuego. De hecho, el subsuelo ha generado más de un problema a la F1 a lo largo de su historia. En su día hubo interferencias electromagnéticas del metro de Singapur en las radios de los equipos (¿y si también…?).

Ignorando un poco la teoría conspiratoria de los cocodrilos y/o Tortugas Ninja musulmanas con dotes luchadoras, lo cierto es que el incidente ha encendido alarmas y ha puesto en el punto de mira a la nueva dirección de carrera. Masi, heredero del fallecido Charlie Whiting, se encuentra su primer revés. Solucionado a tiempo para los Libres 2, el incidente quedará en el anecdotario, y eso significa que no se olvidará facilmente. Esto, a su vez, añade más dudas a la llegada en masa de circuitos urbanos o semi-urbanos al calendario. Lo único afectado a nivel de agenda, la clasificación de la Fórmula 2, que se ha retrasado.


Pero, ¿qué decir de los cocodrilos? Sí, hemos visto que sellaban las alcantarillas. Pero eso no nos quita el miedo a que vuelvan a hacer de las suyas. El extra sería ver a una periodista con ropa amarilla entrar y salir de las cloacas. De momento, Williams ha acabado con un chasis para la basura (un extra de dinero gastado en un equipo afectado a nivel económico) y el trazado de Bakú ha sido sometido a una investigación a conciencia. No sabemos qué hay debajo del asfalto, pero de momento no ha atacado a Héctor Sagués, nuestro enviado especial. Seguiremos informando de movimientos extraños en el subsuelo azerí, así como del Gran Premio de Azerbaiyán de 2019.
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Prudencia y optimismo de viernes en Ferrari

Héctor Sagués | 25 de abril de 2019


En un viernes inolvidable de irregularidades en el asfalto y en la actitud de los pilotos ante los muros, Ferrari ha mostrado sus primeras cartas sobre la mesa azerí. El equipo italiano ha mandado en ambas sesiones de entrenamientos, irónicamente en la primera con solo sus dos pilotos marcando el tiempo antes del incidente de George Russell con la alcantarilla y de forma eficaz en la segunda sesión. Charles Leclerc ha vuelto a ser más rápido que Sebastian Vettel y la batalla entre ambos sigue igualada.

“Me gustan los circuitos urbanos, la parte del castillo es bonita y técnica”, dijo el monegasco. “Los Mercedes deberían luchar con nosotros por la pole position, el fin de semana no es tan fácil aunque nos vemos fuertes”. Leclerc comentó que tiene cierta dificultad para diferenciar el flow y el equilibrio entre circuitos, pero que el urbano de Bakú parece ser bueno para los intereses de la Scuderia. “El coche parece equilibrado y eso es lo que importa“, sentenció.

Vettel lamentó las banderas rojas y las interrupciones, que rompieron el ritmo y la constancia que el alemán cree necesitar. “No me gusta predecir nada en viernes pero Bakú es un circuito difícil”. Sin embargo, el tetracampeón invitó al optimismo dentro de la lucha por la pole position. “Por ahora me veo bien, hay que analizar si las mejoras introducidas han funcionado. Creo que podemos mejorar incluso más mañana y pelear junto a los Mercedes, que también han funcionado”, explicó el germano.


 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Diario de Bakú: épico viernes de alcantarillas, aguas calmadas y besos al muro

Héctor Sagués | 25 de abril de 2019


Bakú es un escenario peculiar desde el primer momento en que se anunció como escenario de una carrera de Fórmula 1. La capital de un país emergente que quería exhibir sus bondades al exterior recibía el regalo económico de un evento de significado y prestigio internacionales en el Gran Premio de Europa de 2016, convenientemente transformado en GP de Azerbaiyán al año siguiente. Las imperfecciones de un circuito urbano largo, estrecho y amplio al mismo tiempo y con complicaciones en su asfalto y preparación han acabado formando un clásico en el trazado más reciente del calendario, un lugar perfectamente imperfecto.

Perfección no, pero plenitud personal es lo que siento después de un día raro y feliz por varios motivos. La acción en pista empieza con el único entrenamiento de los Fórmula 2, coches que tienen su paddock apartado y que salen al asfalto por un muro lateral entre las dos primeras curvas. Una comisaria avisa con la bandera verde, otra hace sonar la bocina de alerta a cada minuto de la cuenta atrás y un tercero alerta al personal y a los curiosos como yo para que no se pongan demasiado cerca. El entrenamiento ve varias salidas de pista, con especial atención a las curvas 1 y 3, pero tiene lugar sin incidencias de riesgo.

Me paso buena parte de dicho entrenamiento en la parte trasera de la tribuna principal, dónde una explanada de hierba y un pequeño parque dejan espacio al Fanzone habitual. Firman y se hacen selfies los pilotos de Ferrari y Renault. Sebastian Vettel y Charles Leclerc son metafóricamente maltratados por las multitudes y salen como pueden, hecho que Nico Hülkenberg y Daniel Ricciardo sufrirán en menor medida. Curiosamente, Vettel y Leclerc se irán en unos carritos de golf, mientras el dúo galo lo hará en furgonetas Mercedes. Luca Ghiotto come sentado en una silla frente al box de UNI-Virtuosi, con tiendas de lujo a apenas unos metros.



El primer libre de F1 surge adecuadamente en las vueltas iniciales hasta el momento del primer rodaje serio, dónde Leclerc levanta una alcantarilla que George Russell golpeará. El de Williams queda fuera de combate y el entrenamiento se cancela casi de inmediato al requerir una revisión de todo el suelo. Me entero del incidente junto a los padres de Juan Manuel Correa antes de ir corriendo hacia el lugar de los hechos, dónde llego a tiempo para ver a varias personas con poder revisar dicha alcantarilla y realizo algunas fotos con la batería del móvil pidiendo auxilio antes de desmayarse.

Aunque el día promete ir para largo, el horario cambia poco y el único movimiento acaba siendo el aplazamiento de la qualy de F2 en media hora según lo previsto. En dicha importantísima sesión, Nobuharu Matsushita será el único piloto que combine dos veloces sectores y un tercero con buen rebufo de camino a la pole position. Nyck de Vries y Luca Ghiotto le tosieron a cierta distancia y los demás rivales quedan a más de un segundo. Sérgio Sette Câmara y Nicholas Latifi parecen candidatos a todo en las posiciones delanteras, dónde también figura un calculador Mick Schumacher que se preparó entre sesiones jugando al ajedrez.

Dos accidentes de Lance Stroll y Daniil Kvyat adornan un segundo libre marcado por las múltiples salidas de pista en las curvas 3, 7 y 15. Los Mercedes, Lando Norris, Pierre Gasly y Daniel Ricciardo fueron algunos de los que se escaparon brevemente para luego volver al camino correcto. Ferrari domina y parece que Leclerc y Vettel tienen el mejor coche, el monegasco de nuevo por delante del alemán. Promete mucho la situación para la qualy, en la que los 20 pilotos intentarán airear el muro y no rozarlo ni darle un beso, el mismo que me ha dado Bakú con su encanto y caos, además de machacarme con éxito la conocida canción de Dua Lipa y Calvin Harris.


 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Charles Leclerc y Ferrari marcan la diferencia en los Libres 3 del GP de Azerbaiyán

Álex Delgado | @ADelgadoM_ | 27 de abril de 2019



La llegada de la Fórmula 1 al continente europeo no ha decepcionado. El Gran Premio de Azerbaiyán no da lugar a errores entre los muros cercanos y las trampas que hay en la propia pista. El claro ejemplo fue el problema que hubo con la alcantarilla y el Williams de George Russell hizo que los libres 1 se cancelasen. La última sesión de entrenamientos libres antes de la Clasificación ha sido la confirmación del buen estado de forma de Ferrari. No ha importado que se ruede menos y los equipos hayan visto reducido el tiempo de probar distintas configuraciones, los de Maranello no bajan el ritmo. Tanto es así, que Charles Leclerc ha dado de nuevo un golpe sobre la mesa dominando la sesión seguido de Sebastian Vettel.

Los primeros pilotos en salir a pista fueron Carlos Sainz, Giovinazzi, Lando Norris, George Russell y Romain Grosjean que realizaron sus vueltas de instalación. Los equipos no tenían tiempo que perder y necesitaban recuperar el que perdieron en la jornada anterior con la cancelación del primer entrenamiento del día. Los hombres de Ferrari se situaban en las primeras posiciones desde el inicio del entrenamiento. Los de Maranello, que hicieron el tiempo con el neumático blando, sacaron el máximo partido a la tracción y salida de virajes lentos, que es la clave para un trazado tan complicado como el de Bakú. Por su parte, Lewis Hamilton se conformaba con la tercera posición tras marcar su registro con el neumático medio.

El trabajo en los boxes no paraba y los pilotos no cesaban de probar distintas configuraciones para sacar el máximo partido en la sesión de clasificación. En el último tramo de la sesión, Hamilton entraba a pit-lane y cambiaba sus neumáticos para calzar el compuesto blando. Sin embargo, el británico no se acercaba lo que a él le gustaría a Leclerc pese a mejorar su mejor registro. A todo ello, en Ferrari también aprovechaban para cambiar los neumáticos y poner unos nuevos. De este modo, Leclerc no dejaba indiferente a nadie y volvía a rebajar su registro varias décimas, siendo el más rápido de la jornada. Le seguiría de cerca su compañero de equipo, mientras que la tercera posición ha sido para Max Verstappen. Por su parte, Los dos Mercedes cierran el top 5.

El español Carlos Saínz Jr. seguirá batallando por entrar en la Q3. El madrileño sigue evolucionando con su McLaren, pero se ha quedado a algo más de cuatro décimas de finalizar entre los diez primeros. Interesante paso adelante el que ha dado Scuderia Toro Rosso colocando a sus dos pilotos en la sexta y octava posición. Por su parte, Alfa Romeo se ha mostrado como uno de los equipos más fuertes en la zona media. No hay que olvidarse de Racing Point, Haas o Renault que han mostrado ser muy competitivos este fin de seman


 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Pole para Valtteri Bottas. Mercedes-AMG F1 vuelve a jugar con una Ferrari que perdía a Leclerc por un error “estúpido”

Iván Fernández | @fernischumi | 27 de abril de 2019


La clasificación del Gran Premio de Azerbaiyán comenzaba a las 15h00 en España peninsular y terminaría cerca de las 17h00 después de confirmarse de que los problemas que habían tenido los pilotos con la pista urbana durante los entrenamientos eran reales. Dos banderas rojas que se convertirían en grandes protagonistas, encargándose de hundir aún más a los monoplazas con los que comparten color, los de la Scuderia Ferrari, los cuales verían escapar un sábado más la Pole Position que tenía el tono una vez más de las flechas plateadas.

No engañaba Carlos Sainz Jr. cuando tras los segundos entrenamientos libres apuntaba que su posición podía ser un séptimo o un 17º. El madrileño sufría para colarse en la zona media, mientras que los Renault, completamente desdibujados, debían pelear por evitar caerse a las primeras de cambio. Con los Williams prácticamente asegurándose las posiciones de los farolillos rojos, quedaba por conocer quiénes serían los tres coches que les iban a acompañar, sabiendo la penalización que constaba sobre Pierre Gasly después de no haber acudido al pesaje de la FIA.

Por delante, Charles Leclerc seguía sonriendo bajo el casco en una primera temporada con la Scuderia Ferrari que puede ser de ensueño para el monegasco. El Sf90 con el dorsal #16 volaba sobre el asfalto de Bakú, mientras que Sebastian Vettel buscaba dónde restar esas décimas que le endosaba su compañero de equipo. La situación de fuerza del Campeón de F2 en 2017 tan solo se veía alterada por un entonadísimo Pierre Gasly que se ponía primero con casi una décima sobre el de Ferrari, mientras que Lewis Hamilton se aseguraba una vuelta que era tres décimas mejor al crono con neumáticos blandos que le servía a Sainz para situarse cuarto a poco más de dos minutos para el final, siendo superado posteriormente también por Max Verstappen.



La catástrofe para Renault se completaba al ver que Nico Hülkenberg no podía pasar de la 18ª plaza, mientras que Ricciardo conseguía salvar los muebles siendo 15º, superando el tiempo de Lance Stroll y Romain Grosjean. La sesión terminaría de forma dramática, con Robert Kubica golpeando la barrera de la izquierda en el inicio de la estrecha subida y golpeándose contra las protecciones exteriores. El polaco salía sin mayor problema del Williams, ocupando la última posición de la clasificación y obligando a los servicios del circuito a trabajar rápidamente para que se pudiera reemprender la sesión.

Soy estúpido, soy estúpido, lo arruiné todo”. Estas serían las palabras que marcarían la Q2 después de que apareciera en imagen el SF90 de Leclerc contra las barreras (12G de fuerza en el golpe por los 21G del de Kubica). El monegasco repetía el mismo error que Kubica, en este caso precedido de una bloqueada de neumático que llevaba al Ferrari a estrellarse contra las protecciones exteriores de la complicada curva del Castillo. Justo en ese punto, solo segundos antes, Sebastian Vettel tocaba con la rueda trasera izquierda el muro interior, algo que a punto estaba también de dejarle fuera de la sesión.

Charles era quinto provisionalmente cuando se produjo el accidente, pero obviamente se había terminado la sesión cuando el reloj apuntaba a que todavía restaban siete minutos para finalizar la sesión. Las temperaturas caían al mismo ritmo que el sol avanzaba su marcha, algo que obligaba a Sebastian Vettel a montar los neumáticos blandos para tratar de salir de la 11ª posición en la que se encontraba. Con la pista ganando de nuevo agarre con el paso de los coches, cualquier pequeño error iba a ser determinante a la hora de decidir qué pilotos iban a entrar entre los 10 primeros pilotos que lucharían por la pole. El germano de Ferrari salvaba la papeleta con la quinta plaza, justo por delante de un Leclerc que llegaba al box con gesto triste y reconociendo su culpa.



Max Verstappen se hacía con el mejor tiempo en Q2, mientras que Carlos Sainz Jr. se quedaba 11º (bloqueado por un HAAS que provocaba una bandera amarilla), a las puertas de la Q3 a la que sí conseguiría pasar Lando Norris después de estar el madrileño por delante del británico en gran parte de la sesión. Daniel Ricciardo, Alex Albon, Kevin Magnussen y Pierre Gasly completaban la lista de eliminados, con Antonio Giovinazzi accediendo por primera vez junto a Kimi Räikkönen a la Q3, sabedor de que caería por la penalización que pesaba sobre él, la misma que permitiría a Leclerc salir desde la novena posición de parrilla.

Era el momento para que Mercedes-AMG F1 diera una vez más una auténtica demostración de su “modo fiesta”. Lewis Hamilton conseguía ponerse al frente por delante de Sebastian Vettel y Max Verstappen en lo que parecía que iba a ser una nueva Pole Position para el británico. Sin embargo, Valtteri Bottas tenía reservada una última vuelta magistral. El finlandés sacaba todo el jugo a los rebufos y se ponía en primer posición. La risa complice del poleman en China evidenciaba el buen estado anímico del piloto de la firma de la estrella, mientras que Lewis no conseguía cerrar un nuevo intento en el que venía tiñendo de purpura dos parciales.

Octava pole para Valtteri Bottas, mientras que Sebastian Vettel se quedaba con la tercera plaza por delante de Max Verstappen. Checo Pérez se metía quinto, seguido en este caso de dos brillantes actuaciones completadas por Daniil Kvyat y Lando Norris, mientras que Antonio Giovinazzi le ganaba la partida a Kimi Räikkönen y se quedaba con una séptima plaza virtual que será mucho más retrasada por los 10 puestos de penalización que tiene por cambiar de motor y que permitirán a Sainz salir décimo y pudiendo elegir los neumáticos que desea, mientras que Leclerc saldrá con medios.



Resultados de la Q3 del Gran Premio de Azerbaiyán 2019:

PosPilotoEquipoTiempoVueltas
1.Bottas V.Mercedes1:40.4956
2.Hamilton L.Mercedes+0.0596
3.Vettel S.Ferrari+0.3026
4.Verstappen M.Red Bull+0.5745
5.Perez S.Racing Point F1+1.0983
6.Kvyat D.Toro Rosso+1.1865
7.Norris L.McLaren+1.3916
8.Giovinazzi A.Alfa Romeo+1.9296
9.Raikkonen K.Alfa Romeo+2.5736
DNSLeclerc C.FerrariDNS

Resultados de la Q2 del Gran Premio de Azerbaiyán 2019:

PosPilotosEquipoTiempoVueltas
1.Verstappen M.Red Bull1:41.3884
2.Bottas V.Mercedes+0.1127
3.Hamilton L.Mercedes+0.1927
4.Perez S.Racing Point F1+0.4826
5.Vettel S.Ferrari+0.5019
6.Leclerc C.Ferrari+0.6074
7.Raikkonen K.Alfa Romeo+0.6946
8.Norris L.McLaren+0.6968
9.Kvyat D.Toro Rosso+0.8339
10.Giovinazzi A.Alfa Romeo+0.9936
11.Sainz C. Jr.McLaren+1.0108
12.Ricciardo D.Renault Sport+1.0897
13.Albon A.Toro Rosso+1.1069
14.Magnussen K.Haas+1.3117
DNSGasly P.Red BullDNS

Resultados de la Q1 del Gran Premio de Azerbaiyán 2019:

PosPilotoEquipoTiempoVueltas
1.Gasly P.Red Bull1:41.3355
2.Leclerc C.Ferrari+0.0917
3.Hamilton L.Mercedes+0.2798
4.Verstappen M.Red Bull+0.3926
5.Sainz C. Jr.McLaren+0.6019
6.Bottas V.Mercedes+0.6917
7.Vettel S.Ferrari+0.7078
8.Raikkonen K.Alfa Romeo+0.7249
9.Giovinazzi A.Alfa Romeo+0.8059
10.Albon A.Toro Rosso+0.8199
11.Perez S.Racing Point F1+0.9148
12.Kvyat D.Toro Rosso+0.9899
13.Norris L.McLaren+1.0369
14.Magnussen K.Haas+1.0479
15.Ricciardo D.Renault Sport+1.1518
16.Stroll L.Racing Point F1+1.5928
17.Grosjean R.Haas+2.07210
18.Hulkenberg N.Renault Sport+2.0928
19.Russell G.Williams+3.7279
20.Kubica R.Williams+4.1208
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

La imagen del día: Charles Leclerc, el muro y el exceso de presión

Àlex Garcia | @alexgarciagv27 | 27 de abril de 2019


La sesión clasificatoria del Gran Premio de Azerbaiyán ha seguido el camino de un fin de semana que sigue tan caótico como nos tiene acostumbrados el circuito de Bakú. Allí, entre otras muchas cosas hubo un accidente durante la Q2 que es sin duda la imagen del día, la de Charles Leclerc contra el muro de la estrechísima curva 8 mientras maldice su error y las consecuencias que este puede tener para la carrera de mañana. Incluso los mejores cometen errores. Aquellos que parecen tocados por una varita mágica y a quien todo el mundo (o casi) quiere ver ganar también se equivocan. Y en el caso de Charles Leclerc es especialmente sangrante. Él mismo ya ha dicho siempre que es su peor crítico… y aunque en un principio podían parecer palabras vacías, cada vez está más claro que es algo muy real.

En el accidente de Leclerc, quizás lo menos importante es el qué y el cómo: un golpe en la curva 8 causado por una frenada tardía y un bloqueo de ruedas que le hizo entrar pasado y sin espacio, lo que terminó con el Ferrari número 16 empotrado contra el muro. Una bandera roja y unos cuantos minutos después, la sesión siguió adelante y aunque el monegasco no pudo tomar parte en la Q3, quedó clasificado en décima posición. Su tiempo con neumáticos medios fue suficiente para meterse entre los diez primeros en la Q2 (aunque por el accidente, presumiblemente deberá montar otros neumáticos). Y seguramente ahí es donde está la gravedad del asunto. Leclerc rodaba con neumáticos medios, había hecho una buena vuelta… y no tenía ninguna necesidad de empujar más.



¿Por qué estaba empujando en aquel momento el joven recluta de Ferrari? ¿Qué le llevó a tomar un riesgo de más en una sesión en la que el equipo debía saber que estaban seguros, con los mismos neumáticos? Se habría entendido si estuviera rodando con los más blandos por un cambio de estrategia… el propio piloto lo reconoció tras bajarse del coche. Cometió un error y aunque no debe haber mayores dramas, sí puede ser interesante ver dónde está el problema para evitarlo en el futuro. Y el problema está en la presión que carga sobre sus espaldas Charles Leclerc. Marcado como el próximo gran talento de Ferrari, reemplazando a Kimi Räikkönen (no lo olvidemos, el último campeón con Ferrari, en 2007) y dando la impresión de tener a Sebastian Vettel bajo control… demasiado para un chico que aún está habituándose a lo que significa estar en la Scuderia.

Las temperaturas eran iguales para todos, mi primera vuelta con los neumáticos medios había sido suficiente para entrar en Q3. Fue mi culpa, fui estúpido y estoy muy decepcionado conmigo mismo. El equipo merecía algo mejor, trajeron un muy buen coche para el fin de semana y no tengo palabras. Tendré que trabajar y necesito un rato a solas, pensar en lo que ocurrió y mañana será un día mejor, esperemos. Volveré más fuerte. Es bueno saber que Ricciardo salió décimo y ganó en 2017, intentaremos reproducirlo pero no quiere decir que lo logremos, aunque lo intentaremos. No creo que esté siendo demasiado duro conmigo mismo. Soy duro pero no demasiado. Es lo que funciona para mi. Da igual salir noveno o décimo, mi error está ahí y lo ha visto todo el mundo. Creo que en lo había hecho muy bien hasta entonces. Sí es cierto que salir noveno no está tan mal y esta es una pista en la que se puede adelantar. El potencial está ahí y veremos mañana.

No debería ser demasiado, quizás, si entendiera que este es su primer año de rojo y nadie le criticaría si estuviera justo por detrás de Sebastian Vettel en términos generales. Pero su alma de campeón, ese espíritu voraz de quien se ve ganando títulos, le traiciona y le hace querer sacar lo máximo de si mismo. Cuando acierta, está impecable. Pero empieza a ser ligeramente (ligerísimamente, diríamos) propenso a los errores. Por lo general, nada fuera de lo normal… pero sus reacciones justo tras cometerlos demuestran la presión a la que está sometido. Críticas hacia él mismo con poco filtro, echándose la culpa sin dudarlo de entrada… puede dar la impresión de quien se encuentra en un barco que viaja más rápido de lo que puede controlar. Leclerc es un piloto como la copa de un pino, pero quizás le falta el apoyo de las dos personas que mejor le podrían apoyar a la hora de gestionar estas situaciones. Aprenderá.
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Diario de Bakú: sabado sabadete, esquiva el castillo y vete

Héctor Sagués | 27 de abril de 2019


El paseo habitual por Bakú ve de forma irónica una calle peatonal cortada parcialmente. No porque vaya a pasar ningún coche como sus homónimos de la Fórmula 1, sino para una simple limpieza de la acera. Dicha limpieza brilla por su ausencia en una maniobra tan pura como sucia en los pit stops. La mañana del sábado es el momento idóneo y asignado para que los equipos realicen sus prácticas delante del público, que aguarda impacientemente los constantes ensayos de los equipos. Las pistolas neumáticas y tuercas deben estar en el lugar oportuno para evitar disgustos en el pit lane durante la carrera.

Mientras Pierre Gasly, Christian Horner y Helmut Marko charlan delante del hospitality de Red Bull (esperemos que de poco futuro inmediato por el bien piloto francés), la carrera de Fórmula 2 se prepara y da comienzo. Es la locura habitual: tres Safety Cars, siete abandonos, multitud de choques y problemas generales y una gran cantidad de movimientos en la que el más listo es Jack Aitken. El inglés le da a Campos su primer triunfo en casi tres años, aprovechando en gran medida un error de ART en la parada de Nyck De Vries. Jordan King cerrará el podio de forma heroica frente a un tranquilo Nicholas Latifi que toma el liderato del campeonato.

Hay una pequeña pausa hasta la tercera sesión de entrenamientos libres, que tiene lugar a mediodía. Me emociono mentalmente pensando que podría ir al castillo, pero la zona está lejos y es de muy complicado acceso. En su lugar opto por ir en carrito por la avenida Neftchilar y llegar hasta la curva 16, ángulo de 90º donde empieza la larga recta. La curva no tiene mucho misterio y sin embargo presenta un piano difícil de afrontar, hecho que no sufren unos expertos pilotos de F1 cuyo entrenamiento transcurre sin incidencias. Coincido en el carrito con dos fotógrafos: José María Rubio en la ida y James Moy (fotógrafo oficial de Toyota en el WEC) en el de vuelta.



El previo a la qualy incluye un paseo con trabajo de por medio en el paddock de F2 y varias consultas a las redes sociales. La clasificación tiene lugar al atardecer, con un sol bajo, ambiente envidiable y mucha diversión esperable. Los accidentes de Robert Kubica y Charles Leclerc amenizan un evento que casi dura el doble de lo previsto y tiene la fortuna de ser el último evento del día y de esquivar la noche a pesar del tardío comienzo. El de Williams se come el muro de la curva 8, lugar dónde el monegasco sencillamente bloqueará su rueda de camino a la misma Tecpro cuando tenía opciones serias de obtener la pole position.

Dicha posición preferente es territorio de Mercedes con una sorpresa final, ya que un sector malo de Lewis Hamilton le da una ventana a Valtteri Bottas que el finlandés aprovecha con creces. Sebastian Vettel y Max Verstappen vuelven a ser los principales rivales del dúo de la Estrella Plateada, siendo Sergio Pérez y Daniil Kvyat los mejores del resto de la parrilla, la mal llamad Fórmula 1.5. La noche cae en menos de una hora y vuelve a iluminar las calles con sus farolas, banderas electrónicas de Azerbaiyán y demás decoraciones que son tan bonitas como horteras. Esperemos que el encanto de la ciudad del viento se guarde sus mejores cartas para el domingo.


 
Última edición:

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Lluvia de penalizaciones a solo unos minutos para el inicio del GP de Azerbaiyán. Sainz saldrá noveno

Iván Fernández | @fernischumi | 28 de abril de 2019


Para quién no haya seguido el fin de semana tal vez le pueda suponer toda una sorpresa el reguero de sanciones que se han producido durante las últimas horas. A tan solo unos minutos para el inicio de la carrera, Kimi Räikkönen, Robert Kubica y Pierre Gasly han sido los últimos afectados por las decisiones de los comisarios deportivos del Gran Premio de Azerbaiyán y si bien en el caso del francés no es una novedad, acumulando ya tres penalizaciones desde su llegada a Bakú, en el del finlandés supone todo un desastre para Alfa Romeo Racing.

La confirmación llegaba hace solo unos minutos. Kimi Räikkönen había terminado la clasificación del sábado en novena posición, justo por detrás de un Antonio Giovinazzi que iba a ser penalizado con 10 plazas en parrilla por haber cambiado el motor de su Alfa Romeo C38, lo que le ponía en la cuarta fila. El colegio de comisarios llamaba a uno de los representantes del equipo para dar explicaciones acerca de una posible irregularidad en el alerón delantero (deflecta más de 5mm ante una carga de 60 N) del monoplaza del Campeón del Mundo de 2007, algo que finalmente le ha deparado una sanción y en la necesidad de partir desde la calle de boxes cuando en unos minutos se apaguen los semáforos.



N estará solo, ya que Robert Kubica también partirá desde Pit Lane después del accidente sufrido ayer en la Q1. El polaco, que venía realizando tiempos incluso mejores que los de George Russell, se iba contra el muro en la curva de subida hacia el castillo. Después de conseguir reparar el monoplaza del polaco (más malas noticias para Williams Racing después de que el chasis de George se destrozara el viernes con la tapa de alcantarilla), la estructura de Grove ha decidido que Kubica parta desde la calle de boxes al realizar más cambios de set-up en el FW42. No cambiará demasiado, ya que el piloto ganador del GP de Canadá 2008 ya iba a partir desde la última fila de parrilla.

En el caso de Pierre Gasly la situación ya ha pasado a ser rocambolesca. El francés, que ha realizado uno de los mejores inicios de fin de semana desde que llegó a Red Bull Racing, arrastraba la penalización desde el viernes, cuando no entró a realizar el pesaje obligatorio por parte de la FIA al RB15 y esto terminó por llevarle a un pit-lane que en ese momento estaba desierto. Posteriormente, el galo era excluido de la sesión de clasificación por haber excedido el flujo máximo permitido, mientras que hoy ha recibido una reedición por haber cambiado parámetros en la SECU. Una nueva penalización para el GP de Azerbaiyán de “Required to start the race from the pit lane” que poco cambia, esperando que sea Kimi el primero de la cola formada por Gasly y Kubica. A este paso no le quedará calle de boxes en el Circuit de Barcelona-Catalunya para cumplir con tantas sanciones…
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

Valtteri Bottas vuelve a hacer una carrera perfecta y suma su segundo triunfo del año ante Hamilton

Iván Fernández | @fernischumi | 28 de abril de 2019


Inconmensurable Valtteri Bottas. Bajo presión, finalmente el finlandés está mostrando su mejor cara en un inicio de año en el que ya lleva dos victorias y dos segundos puestos y en el que vuelve a colocarse como líder del Mundial de Fórmula 1 por solo un punto después de lo que ha sido una carrera perfecta en Bakú, incluso cuando más exigido ha estado por Lewis Hamilton. Carrera para que Carlos Sainz Jr. se quitara la espinita y para que los Ferrari enmendaran en parte los errores de la jornada del sábado.

Salida muy limpia, con prácticamente todos dándose mucho espacio incluso en el más espacioso primer sector. Lewis Hamilton llegaría a estar emparejado con Bottas, sin embargo, el británico daba margen a su compañero, con el finlandés poniendo tierra de por medio en las seis primeras vueltas, aprovechando que había conseguido calentar neumáticos mejor que en el caso del pentacampeón.

El baile de posiciones llegaba por detrás de Sebastian Vettel. Max Verstappen cedía la cuarta plaza frente a un incisivo Checo Pérez, mientras que Sainz adelantaba a Charles Leclerc después de una muy mala salida para el monegasco de Ferrari. El monegasco se convertiría en protagonistas poco después, pero sería Carlos el que pondría mucha pimienta a las primeras vueltas, conteniendo a Daniel Ricciardo por el exterior y consiguiendo desembarazarse rápidamente de su excompañero y amigo, Daniil Kvyat, el cual se quedaba sin DRS en la cuarta vuelta y caía prácticamente a los pies de los caballos.



Con el objetivo de adelantar a su compañero de equipo, el madrileño demostraba una vez más su particular idilio con esta pista, imponiendo un ritmo muy rápido con el que daría caza de forma inmediata al grupo formado por Lando Norris y Checo Pérez, ya superado por un Verstappen que se recomponía. Sainz adelantaba a Norris y se veía con vía libre con la entrada temprana de Checo Pérez.

Para entonces el espectáculo ya tenía una firma, la de Charles Leclerc, enrabietado por su error de ayer y su mala salida hoy. El debutante con Ferrari se cobraba prácticamente a piloto por vuelta, llegando a situarse en la quinta posición después de solo siete vueltas. Por delante la sombra de Verstappen, el cual no podría prácticamente contestar el ataque del de Ferrari al tener problemas con el freno de motor. Se planteaba entonces una nueva confrontación entre los dos hombres de Maranello, con Leclerc mucho más rápido que Vettel y con el eco todavía de las órdenes de equipo de carreras anteriores.

No habría lugar para ello, Ferrari paraba a Vettel viendo que el neumático medio tenía muy buenas prestaciones, dejando a Leclerc con aire limpio y colocándose a la postre como nuevo líder de carrera después de que los dos Mercedes-AMG F1 siguieran el mismo camino que Sebastian. La carrera entraba entonces en una zona de incertidumbre, con el de Ferrari mandando en tiempos y con la necesidad de saber hasta cuándo le iba a durar ese juego de neumáticos tan maltratado en la remontada.



Verstappen, ya con el compuesto medio se colocaba como el más rápido en pista, consiguiendo la vuelta rápida provisional que refrendaba posteriormente bajándola un poco más con un neumático ya veterano. Leclerc se quedaba sin goma y a él llegaban tanto los Mercedes como Sebastian Vettel. Charles no podía para con 30 vueltas por delante porque el blando no llegaba hasta el final, mientras que el tapón a Valtteri Bottas y Lewis Hamilton no era suficiente para que Vettel alcanzara a las flechas de plata.

Quedaba todavía el festival de errores y de abandonos, comenzando con Romain Grosjean y su recto que le llevaba a perder tres posiciones, mientras que un intento de adelantamiento de Daniel Ricciardo llevaba a alargar la frenada y llevar también a la escapatoria a Daniil Kvyat. El australiano daba marcha atrás por error e impactaba contra el Toro Rosso del piloto ruso, algo que terminaría con los dos retirando sus monoplazas en boxes.

Precisamente en ese momento de la bandera amarilla provocada por el incidente entre Daniel y Daniil era el aprovechando por Bottas para superar a Leclerc, mientras que Vettel sufriría más para superar a su compañero de equipo, cediendo unas décimas de segundo muy importantes. Era el momento para que Leclerc parara, mientras que Verstappen replicaba su propia Vuelta Rápida en pista y ponía su punto de mira en el Ferrari del tetracampeón en el momento que ya sabía que estaba por delante de Charles virtualmente. Pierre Gasly haría labor de equipo conteniendo a un Charles ya con gomas nuevas, exprimiendo lo poco que le quedaba al nuevo motor Honda antes de tener que pararse a un lado de la pista y abandonar.



El Virtual Safety Car apenas tendría incidencia en la carrera, pero coincidiría con el abandono de Romain Grosjean y con la decisión de McLaren de parar a Lando Norris y dejar que Sainz escalara a la séptima plaza, con Checo Pérez a menos de cuatro segundos del madrileño, pero con un ritmo muy sólido que llevaría a abrir hueco en lo que quedaba de carrera. Ferrari también pararía a Charles Leclerc en busca de la vuelta rápida, sin embargo, sería Valtteri Bottas el que, apretado por Lewis Hamilton en las últimas vueltas, le arrebataba primero el mejor tiempo.

Cuarto doblete de la temporada para Mercedes-AMG F1, con un Valtteri Bottas que parecía haber heredado el mono de Nico Rosberg con su quinta victoria en la Fórmula 1 y que promete ser un quebradero de cabeza para un Lewis Hamilton que veía por segunda vez el segundo escalón del podio. Tercero Vettel, el cual salvaba los muebles después de un fin de semana más con Ferrari lejos de refrendar su posición de grandes favoritos. Verstappen terminaba a un paso de los escalones, sin vuelta rápida y sabiendo que la suerte que ha corrido hoy su compañero de equipo, con el abandono por avería, puede llegarle a él en cualquier momento.

Leclerc quinto conseguiría a través de los rebufos anotarse un punto más por la vuelta rápida. Tras él, mucho sabor latino con Pérez y Sainz (primera carrera del madrileño este año en los puntos), mientras que Norris sería octavo, Stroll noveno en una pista especial para el canadiense y un Kimi Räikkönen décimo que completaba su remontada.


PosPilotoEquipoTiempoVueltasParrillaPits
1.Bottas V.Mercedes1:31:52.9425111
2.Hamilton L.Mercedes+1.5245121
3.Vettel S.Ferrari+11.7395131
4.Verstappen M.Red Bull+17.4935141
5.Leclerc C.Ferrari+1:09.1075192
6.Pérez S.Racing Point F1+1:16.4165151
7.Sainz C. Jr.McLaren+1:23.8265191
8.Norris L.McLaren+1:40.2685172
9.Stroll L.Racing Point F1+1:43.81651131
10.Raikkonen K.Alfa Romeo+1 l.50191
11.Albon A.Toro Rosso+1 l.50111
12.Giovinazzi A.Alfa Romeo+1 l.50171
13.Magnussen K.Haas+1 l.50122
14.Hulkenberg N.Renault Sport+1 l.50152
15.Russell G.Williams+2 l.50162
16.Kubica R.Williams+2 l.49183
DNFGasly P.Red BullTechnical problem4020
DNFGrosjean R.HaasGearbox39142
DNFKvyat D.Toro RossoAccident3562
DNFRicciardo D.Renault SportAccident32102
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista

La imagen del día: Gachas de avena, champán y la estrella de Mercedes

Àlex Garcia | @alexgarciagv27 | 28 de abril de 2019



Cuatro carreras después del inicio del Campeonato del Mundo de Fórmula 1 2019, Mercedes encabeza las dos clasificaciones generales. Lógico, teniendo en cuenta que el equipo angloalemán ha encadenado cuatro dobletes favoritos. Pero a todo esto, el mundial llegará a España sin el actual campeón al frente del mundial. De hecho, después del Gran Premio de Azerbaiyán, el líder es el hombre de las gachas de avena y el champán, el piloto que parece tener la estrella de Mercedes de su lado en estas primeras carreras. Don Valtteri Bottas ha sorprendido a propios y extraños con su mejor arranque de mundial y sus dos victorias en cuatro carreras. Sin duda, la victoria de Bottas es la imagen del día tanto por el hecho en sí como por lo que representa y puede representar para la Fórmula 1.

La temporada pasada, Bottas tuvo un año complicado en el que prácticamente todo su trabajo se centró en apoyar a Lewis Hamilton. Todas las órdenes de equipo que en Ferrari no se dieron, sí llegaron en Mercedes incluso en días en los que quizás no era tan necesario. Todo aquello culminó con el famoso “Valtteri, it’s James” en el Gran Premio de Rusia… una carrera en la que Bottas parecía tenerlo todo de cara para triunfar y de golpe y porrazo su equipo le pedía ceder el triunfo a un compañero que tenía el título prácticamente ganado. En todo 2018, Bottas no obtuvo ni una sola victoria y fue cuestionado de tal manera que muchos empezaron a ver a Esteban Ocon subiéndose al segundo coche de Brackley en 2020. Tanto es así que incluso Wihuri, patrocinador personal de Bottas, le abandonó antes de comenzar el año.

En esta situación, Bottas tuvo que encontrar la manera de recuperarse para afrontar una temporada 2019 que se antojaba decisiva. Aunque desde fuera no haya conocimiento de ello y desde dentro pueda no haber nada en claro, a nadie se le escapaba que si el finlandés no rendía este año, habría que empezar a plantearse si su puesto en el mejor coche de toda la Fórmula 1 era justificado. Bottas le pidió a Toto Wolff ausentarse del mundo durante las vacaciones invernales para retirarse a su Nastola natal y volver a reencontrarse. El piloto del coche número 77 que reencontramos en pretemporada y sobre todo en Australia era totalmente distinto a lo que conocíamos hasta el momento. Ligera barba de leñador, actitud más relajada y mucho más confiada y la velocidad que había mostrado antes de llegar a Mercedes, el nuevo viejo Bottas había llegado.


Seguramente no haya elemento más significativo de la temporada 2019 de Valtteri Bottas que las gachas de avena que desayunó el día del Gran Premio de Australia, primera carrera de este año. ¿Cómo lo sabemos? Pues porque esa fue la respuesta del piloto cuando le preguntaron en la entrevista post-carrera qué había desayunado esa mañana. Desde entonces, mucha broma con las gachas hasta que ayer… Mercedes publicó el desayuno del finlandés horas antes de la sesión clasificatoria. ¿El resultado del sábado? Pole position del número 77 y la confirmación del poder de las gachas. Cuando tengas un mal día, come gachas. Si las carreras no te van bien, come gachas. Por lo menos en el caso de Bottas, parecen funcionar y ayudar a alcanzar el champán que luego se toma en el podio como vencedor. Dos de cuatro, por ahora. En materia de Bakú, lo más interesante es que la victoria fue ganada en la pista, aunque eso fuera ‘solo’ en la pelea cara a cara de las primeras curvas. Hamilton asaltó a su compañero de equipo, que no se arrugó y aguantó el tipo de forma dura pero justa. Corto, sí. Intenso, también. Significativo… ¿quizás?

Pero, ¿qué significado tiene esto a largo plazo? Seguramente, la actual situación en si misma, ninguno. Valtteri Bottas ha ganado dos carreras y Lewis Hamilton, otras dos. Curiosamente, es la vuelta rápida en Melbourne, la que marca la diferencia entre ambos. Por lo tanto, si esto fuera un final de campeonato, la vuelta rápida sería la que resolvería el desempate a favor de Bottas… difícilmente esto sucederá al terminar el año pero ahí está el dato. Es difícil hablar de la posibilidad de título de Valtteri, aunque teniendo en cuenta que Ferrari parece casi descartada por completo (igual su coche no es tan bueno como algunos quieren hacer ver, cuando siempre hay alguna supuesta excusa por la que el Mercedes resultó ser mejor), la lucha por la corona quedaría relegada a las dos flechas de plata. Después de dos años de pelea entre Mercedes y Ferrari, puede que estemos cerca de ver otro 2016. Entonces, Nico Rosberg será campeón. ¿Valtteri Bottas? Su versión 2018, no. ¿Y su versión 2019?
 
Arriba